Archive for marzo, 2012

La otra arquitectura (2)

marzo 29, 2012

Hace años abordé en estas páginas la existencia de chozos en Arahal, una alternativa marginal de la vivienda tradicional (“La otra arquitectura”. 14 de julio 2009). Ahora llega hasta mí un documento gráfico de gran interés, realizado en los años 50, en el que se pueden ver con detalle esas viviendas. Los chozos, habituales en la Andalucía de hace un siglo (1), también pervivieron vergonzantemente en los arrabales de Arahal más allá de la mitad del siglo XX.

Estas fotografías, de verdadero interés histórico y sociológico,  muestran no sólo la alternativa de “otra arquitectura” como hábitat, también retratos y grupos familiares de arahalenses que vivían en la precariedad de una época dura salida de la postguerra. Los chozos que aparecen en las imágenes estaban construidos en las afueras del pueblo, en las zonas conocidas como la Fuente del Faro, el Callejón de Paradas y la Fuente de la Salud. El documento, cuya finalidad desconozco con exactitud, es un informe social realizado por el Patronato de Santa María Magdalena con fines de administración benéfica. Se conserva en el Archivo Municipal de Arahal, que gentilmente me lo ha ofrecido para su publicación (2).

En esta panorámica de Arahal de los años 50 he tratado de situar los chozos que se muestran abajo. Por entonces, el pueblo conservaba una estructura agrícola muy distinta a la de hoy, rodeado de eras (E) y corralones, sin construcciones de barriadas de pisos y con el antiguo cementerio (C) aún alejado del pueblo. La Plaza de la Corredera se señala con A y las zonas de chozos con CH.

En total son catorce páginas reproducidas. Por su interés muestro todas las fotografías del documento, a pesar de su mala conservación. También he reproducido con exactitud el texto que las acompaña.

.

.

1.

Chozo situado en el Faro, perteneciente a José Ortiz Martín y su mujer Mari Jiménez Gutiérrez. Tienen cinco hijos: Josefa,  Juan, Rafaela, Isabel y José, de 11, 8, 5, 4 años y 6 meses, respectivamente. Las fotografías corresponden, la primera al exterior del chozo y la segunda al interior, en donde aparece en primer plano la cama, la única que tienen, y en donde tienen que dormir el matrimonio y los cinco hijos. En la actualidad, la madre se encuentra encinta.

_________________________

.

2.

Las dos fotografías corresponden al chozo de Isabel García Torres, viuda, que vive con sus dos hijos José y Francisco, de 21 y 20 años respectivamente. También vive con ella su hermana, anormal, Concepción García Torres. Para los cuatro sólo cuentan con una cama. Como se ve en la fotografía, el chozo está en ruina, entrando el agua, cuando llueve, por todas partes.

_________________________

.

3.

.

Este chozo está situado en el Callejón de Paradas y tiene una superficie de nueve metros cuadrados. Sólo cabe una cama y en él habitan el matrimonio formado por Manuel Expósito Jiménez, de 39 años, y Carmen González Santos, de 33 años, y sus cinco hijos, llamados: Luisa , de 12 años; Manuel, de 9 años; Carmen, de 7 años; Antonia, de 3 años y Mercedes, de 9 meses. El suelo del chozo es terrizo. Las anteriores fotografías muestran una panorámica exterior del chozo; otra del interior en que se ve la citada cama, y otra de la techumbre totalmente desvencijada.

_________________________

.

4.

Las fotografías nos muestran el interior y exterior del chozo de Francisco Suárez Guisado, de 32 años, en donde habita con su esposa Manuela Castro Portillo, de 30 años, y sus dos hijos, Miguel, de 2 años, y Carmen, de un año.

Este chozo, como se ve en las fotografías, está a punto de derrumbarse. Es un cuchitril y sólo poseen una cama para el matrimonio y los hijos.

Está situado en el Faro.

_________________________

.

5.

Las fotografías nos muestran el exterior e interior del chozo propiedad de Francisca Benjumea Mendoza, de 67 años, viuda. Está situado en la Fuente de la Porra. En dicho chozo habita la citada Francisca, su hijo José Benjumea Fernández, de 28 años, soltero, y Antonio Martín Amador, de 37 años, alias Belino, con su esposa Manuela Fernández Benjumea y sus tres hijos, Manuel, de 10 años, Sebastián, de 8 años, y Dolores de 2 años. La madre de estos menores hace siete años que está tuberculosa y sólo posee una cama. En la otra cama duermen su madre y su hermano, sin ninguna separación.

_________________________

.

6.

Este chozo, situado en el Faro, es propiedad de Miguel Rodríguez Cadenas y su esposa Rosario Jiménez Alba. Ella está encinta y tienen dos hijos, Isabel de 4 años y Ana de 3 años. Como se ve en la primera fotografía, el techo se está cayendo, haciendo imposible continuar viviendo en el citado chozo. la otra fotografía nos muestra el exterior, con la que se aprecia que está derrumbándose.

_________________________

.

7.

Chozo situado en el Callejón de Paradas. Pertenece al matrimonio de José del Pino Gama, de 32 años, y Josefa Sánchez Rodríguez, de 33 años. Mide 12 metros cuadrados. En él habitan el citado matrimonio y sus seis hijos: Isabel, de 10 años; Josefa, de siete; José, de 5; Francisco, de 4; Manuel, de 2 y Maria Rosario, de uno. Sólo tienen una cama, en donde se ven obligados a dormir todos juntos.

Las 2 fotografías nos muestran: una el exterior del chozo y la otra, el interior, en el que se ve la cama referida.

_________________________

.

8.-

Este chozo, situado en el Callejón de Paradas, pertenece al matrimonio formado por José Santos González de 69 años y María Cabeza Beatos, de 66 años. Es pequeño y está en pésimas condiciones. Sólo tiene la cama y una cuna, y con ellos viven sus tres nietos abandonados por sus padres, llamados: Rafael, María Rosa y José Santos Rosa, de 7, 5 y 2 años respectivamente. Uno de los pequeños está enfermo. las fotografías nos muestran el interior del chozo.

_________________________

.

9.-

La fotografía corresponde al chozo situado en el Callejón de paradas y ocupado por el matrimonio de Francisco López Martín, de 30 años, y Josefa González Cadenas, de 27 años. Tienen cinco hijos: Dolores, de 11 años; José, de 8 años; Francisca, de 6 años; Manuel, de 4 años y Elena, de 2 años. Además, se encuentra encinta. Todo lo que tienen es una cama y una cuna, y dentro tienen que guardar también el burro. La hija Dolores tiene parálisis y ha de apoyarse en las manos para poder caminar.

_________________________

.

10.-

Las fotografías corresponden al chozo sito en Callejón de Paradas, ocupado por el matrimonio de Francisco Peñalosa López, de 30 años, y Angeles Expósito Jiménez, de 30 años. Tienen cuatro hijos: Dolores, de 7 años; Francisco, de 5 años; Joaquín, de 3 años y Antonio, de uno. Solamente poseen una cama, que puede verse en la fotografía.

Tienen un burro, que también de noche, para evitar se lo roben, tienen que tenerlo dentro del chozo, al lado de la cama.

_________________________

.

11.-

La primera fotografía (NO APARECE EN EL DOCUMENTO) corresponde a un chozo, con separación en el centro y dos huecos de entrada. En el de la izquierda habita Dimas Gómez Galván, su esposa Natividad Porra Sancho, y sus hijos: Emilia, de 5 años y José, de 10 años. Sólo les cabe una cama, donde duermen los cuatro. En la parte de la derecha habita Antonio Martín Jiménez, de 29 años y su esposa, Rosario García Jiménez, de 30 años, con sus 6 hijos: Mercedes, de 8 años; Carmen, de 7; Antonio, de 5; Rosario, de 4; María Josefa, de 2 años y Ana, de 2 meses. Esta familia sólo tienen una cama y una cuna.

El chozo en su totalidad está en muy mal estado, amenazando ruina.

Está situado en la Fuente de la Porra.

_________________________

.

12.

Las dos fotografías corresponden al chozo de Eduardo Expósito Galán. Tienen cuatro hijos: Pedro, de 6 años; Antonio, de 5 años; Ricardo, de 3 años; y Rosario, de 4 meses. El mayor tiene parálisis infantil. Sólo tienen una cama y unas tablas donde duerme el paralítico.

Como se ve en la foto, el chozo está a punto de derrumbarse.

Situado en la Fuente de la Salud.

_________________________

.

13.

Chozo en el Faro, perteneciente a Antonio Pastor Parrilla. En él habitan su esposa, Josefa Fernández Guisado y sus seis hijos: Antonio, de 19 años; Dolores, de 14 años; José, de 12 años; Agustín, de 9 años; Inocencio, de 7 años; Y Cristobal, de 4 años. Como se ve en la fotografía que muestra el interior, todos duermen en la cama que aparece en la misma. La otra nos muestra una vista del exterior del chozo, que está en estado ruinoso.

_________________________

.

14.-

El chozo que aparece en la primera fotografía, del Callejón de Paradas, está ocupado por Dolores Cadenas González, de 58 años, viuda, que vive con su hijo Francisco Segura Cadenas, de 21 años.

Sólo pueden tener dentro del indicado chozo una cama, conforme demuestra la segunda fotografía.

Casi todo el techo está en malas condiciones y cuando llueve no pueden permanecer en la cama.

_________________________

.

VER la entrada anterior: La otra arquitectura.

.

.

Notas

1.- Como ejemplo de la abundancia de los chozos en la Andalucia de otros tiempos, este testimonio de la provincia de Cádiz: “Hace cincuenta años, Casas Viejas tenía cerca de 2.000 habitantes, la mayoría de los cuales pasaba hambre. La mitad de las casas del pueblo eran chozas. de una sola dependencia donde toda la familia dormía junta, sobre lechos de paja. Como hoy, en la tierra que rodea al pueblo, dominan los pastos para ganadería brava y los cotos de caza. No se cultivaba mucho y sólo en las épocas de recolecta había jornal para la mayoría. El resto del año, la supervivencia era difícil…”

2.- Publicado anteriormente en el blog Memoria Visual de Arahal de Alfonso E. Pereira.

.

.

.

Anuncios

Arahal en los Episodios Nacionales

marzo 19, 2012

Los Episodios Nacionales son una colección de cuarenta y seis novelas históricas escritas por Benito Pérez Galdós entre 1872 y 1912. Tratan de la historia del siglo XIX español, desde 1805 hasta 1880, aproximadamente. Son novelas que insertan vivencias de personajes ficticios en los acontecimientos históricos de esa época, partiendo de la guerra de la Independencia y llegando hasta la Restauración.

Arahal aparece en el tomo 35 de la Cuarta Serie, que se titula O´Donnell (1). Los Episodios Nacionales se componen de cinco Series, de diez novelas cada una, excepto la quinta, que se compone sólo de seis. La Cuarta corresponde al reinado de Isabel II: se inicia con la Revolución de 1848 y termina con la caída de la corona en 1868. Los sucesos de Arahal de 1857 aparecen en medio de esta serie galdosiana.

Benito Pérez Galdós emprendió la redacción de los Episodios Nacionales en 1872,  cuando trabajaba como articulista para el periódico La Nación. La Cuarta Serie, fue escrita ya entrado el siglo XX, entre 1902 y 1907. Por tanto, el 57 de Arahal es visto por el escritor con una lejana perspectiva de cincuenta años. Lejanía que no impide que Galdós se apasione con la revolución de Arahal, juzgando y condenando con vehemencia los hechos, en especial la represión gubernamental.

En la página 195 del capítulo XX podemos leer la primera alusión a Arahal: Cuando se hicieron públicos los graves sucesos del Arahal, una revolución más agraria que política, no bien conocida ni estudiada en aquel tiempo, no podía el buen hombre contener su ira… El “buen hombre” al que se refiere Galdós es Mariano Centurión, uno de los protagonistas de este Episodio, que protesta contra las medidas represoras, pero que lo hace con miedo, temiendo ser él también víctima del duro control que el gobierno moderado de Narváez y Nocedal ejerce sobre la sociedad española. Galdós no teme y critica fuertemente la política de ese gobierno. Así comienza este capítulo XX: ¡No había caído mala nube sobre nuestra pobre España! Los moderados, con el brazo férreo de Nárvaez y la despejada cabeza de Nocedal, estaban otra vez en campaña…”  Los fusilados de Arahal son para Galdós víctimas propicias de este gobierno perseguidor de liberales.

.

En la página siguiente, Galdós resume con apasionada energía el sentido que para él tenía aquella revolución: ¿Qué pedían los valientes revolucionarios del Arahal? ¿Pedían Libertad? No. ¿Pedían la Constitución del 12 ó del 37? No. ¿Pedían acaso la Desamortización? No. Pedían pan… pan… quizás en forma y condimento de gazpacho… Y este pan lo pedían llamando al pan Democracia, y a su hambre Reacción… quiere decirse que para matar el hambre, o sea la Reacción, necesitaban Democracia, o llámese pan para mayor claridad… No creáis que aquella revolución era política, ni que reclamaba un cambio de Gobierno… era el movimiento y la voz de la primera necesidad humana, el comer. Bueno: ¿pues qué hace el Gobierno con estos pobres hambrientos? ¿Mandarles harina para que amasen el pan? No. ¿Mandarles cuartos para que compren harina? No. Les manda batallones con las cartucheras bien surtidas de pólvora y balas…

Galdós narró sus Episodios sin darle excesiva importancia a la precisión de los hechos, aunque se preocupaba de estar bien documentado. Como novelista histórico, no dio rienda suelta a la fantasía y cuidó mucho de que sus datos estuviesen contrastados  y conjugaran con los personajes de ficción.

La aparición de Arahal es una pequeña pincelada en la inmensa narración de los Episodios, una opinión de lo ocurrido,  de los motivos y  las consecuencias, más que de los hechos, dejando a un lado los detalles a los historiadores. Galdós confirma que es una revolución poco clara, “no bien conocida ni estudiada”, algo parecido a lo que ya escribió Guichot en 1870 (2). En realidad, las dudosas noticias de la época no aclaraban nada. No hubo investigación judicial, sólo ajusticiamientos militares. Treinta años después, Galdós no podía añadir más a lo escrito. Pero de la represión posterior si dieron cuenta los periódicos y  Galdós resume con claridad y contundencia en su capítulo XX de O´Donnell, con lirismo y toques de humor (el gazpacho),  los fusilamientos de los revolucionarios.

Con la aparición de Arahal en este importante retablo histórico del siglo XIX, nos preguntamos por el acierto de esta opinión de Galdós. ¿Es realmente todo lo que ocurrió? ¿Cómo interpretar unos hechos que fueron tan importantes para un pueblo que perdió todo su patrimonio documental y que asumió con su nombre una revolución agraria venida de fuera?

Notas

1.- El tomo de O´Donnell fotografiado pertenece a la edición de los Episodios Nacionales realizada por la Casa Hernando de Madrid, editora con la que Pérez Galdós publicó su obra en 1904. Entre esta fecha y 1920 se reimprimieron 76 ediciones de los Episodios Nacionales con el característico diseño bicolor de la portada. Este tomo de O´Donnell se editó en 1927.

2.- Guichot en su Historia general de Andalucia (tomo VIII, cap. IV) inicia así el suceso de Arahal: “…urdióse en Sevilla una conspiración, cuyos verdaderos autores o instigadores, cuya bandera y cuyos propósitos son todavía un misterio, a pesar de los años que van transcurridos.” Y termina: “Tal es, narrada compendiosamente, la historia de aquella misteriosa sublevación, ahogada materialmente en sangre…”

Imágenes: Retrato de B. Pérez Galdós con su perro (1890) y edición de los Episodios Nacionales.

.

Sobre los sucesos de 1857 consultar en estas páginas: El espartaquismo agrario en Arahal.

.

.

.

De Morón a Arahal en autobús

marzo 5, 2012

En un ABC de 1929 aparece un reportaje sobre Arahal, con el título Por tierras andaluzas. La nueva Andalucía y su viejo “bouquet”. Está firmado por el periodista Juan M. Mata y pertenece a una serie de crónicas de viajes publicadas por ese periódico. Lo interesante del artículo es la visión fresca y espontánea que nos proporciona del pueblo en ese final de los años 20, la época de la Exposición Iberoamericana. Por desgracia es un relato breve, y como siempre, se nos hace corto, deseando saber más de este Arahal que en siete años iba cambiar dramáticamente en siete años para no volver a ser el mismo. Es, por tanto, una pequeña crónica de un Arahal que desapareció definitivamente en la década de los 30.

.

De Morón a Arahal en autobús

El periodista viaja en un autobús, un servicio de “camiones”, como él lo llama y como se ha seguido llamando a este transporte en el pueblo durante mucho tiempo. El trayecto, que va de Morón a Sevilla pasando por Arahal, está así descrito: “el gran camión de viajeros, completamente lleno, emprende la marcha. Parece un buque que, no obstante su volumen, navegase ágil y graciosamente por la carretera, llana como el mar. Los viajeros, a la luz mortecina de la diminuta bombilla eléctrica, nos contemplamos mutuamente…”

Y la llegada a Arahal, con parada en la Corredera, en una mañana de diciembre: “…Arahal es muy alegre. Un barrio sevillano, con luz espléndida, pavimento limpio, naranjos con fruto… el Ayuntamiento, el Casino, toda la vida está en la plaza”.

.

El precio del aceite

Juan M. Mata describe al pueblo agrícola, entregado a la actividad de sus cosechas y a las fluctuaciones de los precios de la aceituna y del aceite. En esta época era la aceituna para molino, la aceituna de mesa vendría después. Son curiosos los datos de ese año de 1929, explicados todavía en reales: “Arahal es un gran centro de producción de aceite, y vive estos días la ansiedad del problema de la baja. Empezó a setenta y ocho reales… ¿Dónde estarán metiendo –pregunto yo- la enorme cosecha? En toda España estamos consumiendo aceite de orujo y de cacahuet (sic), con una mezcla –liga, dicen aquí- de producto virgen, de puro aceite de oliva, tan sabroso, tan rico, que una proporción baja basta para dar al mal llamado refinado bouquet, el viejo e inmortal bouquet de toda la tierra andaluza.” Y explica la especulación: “Tengo entendido que la arroba de 17 pesetas se vende en Madrid –con liga o mezcla, es decir muy inferior al producto- en 23…”

El “bouquet” del aceite, que da título a la crónica utilizando la palabra francesa que designa el aroma del vino (ahora está castellanizada es buqué) (1), nos indica la gran calidad de la cosecha arahalense y lo estimada que era a principios del siglo XX por un hombre de la capital.

.

El alcantarillado

Arahal es ejemplo de lo que él llama “nueva Andalucía” y el reportaje termina con un párrafo optimista sobre el progreso del pueblo, visible en su urbanismo: “Arahal tiene ya todo su alcantarillado. ¿Qué esto no es nada? ¡Pues llevaba veinte siglos sin él! El marqués de Monteflorido la ha dotado de escuelas. La pavimentación ha convertido este pueblo español en un pueblo belga, francés o suizo… Ya digo que en estas tierras algo se va transformando… Tanto es así, que, de cuando, necesitamos recordar que pisamos Sevilla.” (2)

.

.

Notas.

1.- Bouquet:Término de origen francés que sintetiza el conjunto de aromas terciarios obtenidos por el vino durante su crianza, aunque generalmente se aplique el término para designar el agradable y característico aroma de un vino.

2.- Sobre el Marqués de Monteflorido ver en estas páginas: Un apunte sobre los Zayas de Arahal,  Escuelas Municipales,  Tácita de Plata.

.

Imágenes: 1.- Un “camión” o autobús de línea de la época. 2.- Molino de aceite de la Huerta de Las Monjas en una fotografía de los años cuarenta, veinte años después de la crónica. 3.- El artículo de ABC ( 8 de Diciembre de 1929)

.

Bibliografía

ABC. Domingo 8 de Diciembre de 1929. Hemeroteca Digital

.

.

.