El tren y los cortijos

marzo 4, 2015

El año pasado se cumplieron 150 años de la creación del tren de Utrera, con su bifurcación a Morón. Su paso por Arahal fue tratado en una sesión de Cortes de 1859. En la defensa y aprobación del proyecto, el discurso del diputado Sr. Infante sirvió para exponer el estado de algunos pueblos por los que debería pasar el ferrocarril. El trazado, dice el diputado, “se halla rodeado de pueblos de bastante importancia, como son el Arahal, Coronil y otros… de verdadera riqueza agrícola”

tren_jerez_puertosantamaria1

Es un debate interesante en el que se muestra la estructura económica y agraria a mediados del siglo XIX: por un lado,  se defiende la lógica unión ferroviaria entre las poblaciones de la campiña, y por otro, se justifica un trazado que sirva para la economía de los cortijos. En realidad es la defensa de la estructura económica latifundista.

La_red_de_ferrocarriles

En esa sesión de Cortes de 1859, el Sr Infante, explicando los beneficios que supondría una vía férrea en la zona, dijo: Al tender la vista por el plano del camino de Utrera a Morón, me ha llamado la atención el que no pase por ningun pueblo, teniendo como tiene 35 kilómetros…”

tren de morón 1

“…pues no me parece justo que cuando la provincia y el municipio contribuyen a su construcción, vaya a servir sólo este camino de provecho a Morón. En este trayecto hay algunas poblaciones, y no alcanzo por qué al tratarse el camino y al formarse el presupuesto, no se ha procurado que sea útil a más pueblos que a aquel que lo ha promovido. Si yo viera que los 15 millones que importa el presupuesto de este camino, los pagaba sólo Morón, nada diría, porque sus razones tendría entonces para llevarlo por sus cortijos o por donde quisiere, pero no siendo así, no me parece justo…”

tren de morón 2

Los argumentos del Sr. Infante son contestados por otro diputado defensor del proyecto, el Sr. Luxán, que explica en el Senado las razones del trazado. En su alocución nombra a Arahal dos veces: “…es preciso tener en cuenta el estado de la agricultura en Andalucía. El camino de Utrera  se halla rodeado de pueblos de bastante importancia, como son el Arahal, Coronil y otros; la verdadera riqueza agrícola de estas poblaciones consiste en varios cortijos esparcidos por las campiñas inmediatas. Cada uno de estos cortijos, explotados por personas de mucho valer y de mucha riqueza, necesita mucha gente que tenga cuidado de su cultivo. Precisamente el mercado de esos cortijos no es Sevilla, pues que van a buscarlo a los puertos, tanto para vender sus productos como para proveerse de lo necesario. Así es que la arriería del Arahal, Morón, Osuna y otros pueblos inmediatos, va a los puertos continuamente, toda vez que este es su mercado, así como los pueblos de Extremadura van a Sevilla, que es el suyo.

Por eso se comprende que si bien ese camino no está trazado de forma que pase por los pueblos inmediatos, produce un beneficio considerable, puesto que pasa por los cortijos que son los que realmente han de alimentarle. Los cortijos necesitan para su sostenimiento tener un ganado de ovejas considerable, necesitan tener una vacada y otras muchas cosas; en ellos se mantienen una porción de personas que son las que los cultivan, y hasta tal punto, que encierran en sí más familias que muchas aldeas y que algunos pueblos. El Coronil, el Arahal y demás poblaciones se darán por muy contentos con este camino, por la razón de que tendrán con él una salida fácil y segura para los productos de sus cortijos.

Agréguese a esto, que tanto el Arahal como el Coronil están situados de forma que tendría que dar un rodeo bastante notable el trazado si hubiese de pasar por ellos el camino de Utrera a Morón, que como dejo dicho va a tener grandes rendimientos con los cortijos inmediatos, donde está verdaderamente la riqueza agrícola. He aquí explicadas las razones por qué el camino va por puntos donde no hay pueblos.

tren de morón 3

tren de morón 4

 

La defensa del proyecto explica bien el concepto de riqueza en la zona a mediados del siglo XIX. El cortijo de gran extensión era el que “alimentaba” a los pueblos. Y el Sr. Luxán aclara que “el mercado de esos cortijos no es Sevilla, pues que van a buscarlo a los puertos, tanto para vender sus productos como para proveerse de lo necesario”, citando la arriería del Arahal. Antes de la llegada del tren, existían los carreteros, que transportan grandes volúmenes de mercancías en carretas y por carreteras, y los arrieros, que transportan pequeños volúmenes de mercancía por caminos de herradura. El trazado de este ferrocarril serviría para mejorar estos servicios.

ANTIGUA-ESTACION

Arahal estaba en el corazón de la campiña de Sevilla, que era uno de los espacios más ricos de la región, conservando un dinamismo demográfico elevado durante la mayor parte del siglo XIX, a pesar del movimiento migratorio. En definitiva, el Arahal de la llegada del ferrocarril pertenecía a la economía proteccionista de la segunda mitad del siglo XIX. Una zona agraria dedicada al cultivo extensivo con bajos rendimientos, que subsistía gracias a una rígida protección y reserva del mercado interno, destinándose la totalidad de sus productos al consumo de su entorno.

.

.

Imágenes: Arriba, fotografía antigua de un ferrocarril de 1854, Jerez-El Puerto. Debajo, mapa de España con la red de ferrocarriles en el siglo XIX y las fases de construcción. Debajo, antigua estación de tren de Morón de la Fra.

 

Bibliografía: Diario de las sesiones de Cortes, Volumen 2. Congreso de los Diputados. Madrid, 1860..

.

Anuncios

Una respuesta to “El tren y los cortijos”


  1. […] 1.-Diario de las sesiones de Cortes, Volumen 2. Congreso de los Diputados. Madrid, 1860. En la referida sesión de Cortes de 1859, el diputado sr. Infantes, defensor del proyecto, dijo: “El trazado se halla rodeado de pueblos de bastante importancia, como son el Arahal, Coronil y otros… de verdadera riqueza agrícola”. En un debate parlamentario, estuvo en contra de ese trazado el sr. Luxán: “…tanto el Arahal como el Coronil están situados de forma que tendría que dar un rodeo bastante notable el trazado si hubiese de pasar por ellos el camino de Utrera a Morón…” (ver en estas páginas: El tren y los cortijos -marzo, 2015) […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: