Archive for the 'GUERRA CIVIL DE ARAHAL' Category

Tabaco y racionamiento

octubre 2, 2019

.

Este sobre con el remite de la Administración Subalterna de la Compañía Arrendataria de Tabacos: Arahal, Paradas, Puebla de Cazalla y Marchena, nos lleva a otros tiempos del comercio del tabaco y los estancos.  Arahal aparece en este sobre, que para los coleccionistas filatélicos es una carta circulada con matasellos de Marchena y de Cádiz, a donde va dirigido, y el lema propagandístico del bando nacional durante y después de la Guerra Civil. El matasellos es del año 1939 y corresponde a los tiempos del racionamiento del tabaco.

.

La Compañía Arrendataria de Tabacos fue la predecesora de Tabacalera. Su historia va de 1887 a 1945. En 1887 era el mayor empleador industrial del país con más de 30.000 trabajadores distribuidos en diez fábricas. (1)

La fecha de 1939 en el matasellos nos indica la época de la Compañía, que corresponde a la escasez de tabaco en la postguerra a causa de la interrupción del comercio internacional. Fue el período del racionamiento del consumo de tabaco que afectó a los fumadores en la postguerra, algo que fue causa del estraperlo, el fraude y el contrabando.

.

2 Tarjetas (sin cupones) de fumadores sevillanos de una misma familia, una pertenece al padre y otra al hijo.

El racionamiento, bajo la denominación oficial de “Instrucción reguladora del consumo de tabaco”, establecía que sólo tendrían derecho a raciones de tabaco los varones mayores de 18 años, creándose la “Tarjeta del fumador”, provista de cupones numerados para la retirada de unas raciones determinadas. El racionamiento acabó en 1952.

La ración semanal era la que muestra el cuadro de abajo.

.

Paquete de tabaco picado extrafino de la Compañía Arrendataria de Tabacos, perteneciente a la postguerra de los años 40 y portando el escudo franquista del nuevo estado. 

.

Paquetes idénticos de la Compañía Arrendataria de Tabacos. Sólo cambia el escudo: el de arriba realizado durante la República (años 30) y el de abajo en la postguerra (años 40).

.

Hubo fraude y tráfico ilegal de tarjetas de fumador. Los fumadores idearon procedimientos para evitar el racionamiento o aprovecharse de él en el mercado negro. Todos los miembros de una familia mayores de 18 años se procuraban una tarjeta de fumador, algunos con el fin de cambiarla en el mercado negro. Aunque en esa época el racionamiento no se limitaba al tabaco, también existía para una serie de artículos de consumo como el pan de trigo, el aceite, el azúcar, el arroz y la leche, entre otros.

El fumador de esta época no sólo tuvo que “fumar racionalmente” sino que tuvo que conformarse con las ligas de ínfima calidad que producía la Compañía Arrendataria.

.

Cartel de publicidad con elaboraciones de la Compañía Arrendataria de Tabacos en su última época antes de convertirse en Tabacalera. Paquetes de Americanos, Ideales y Bisonte.

.

.

Notas

1.- Fueron los mendigos sevillanos quienes durante el siglo XVI comenzaron a aprovechar los desechos de las hojas de tabaco que llegaban de América. Se dedicaron a triturar los desperdicios de las mercancías y a liarlos en finas hojas de papel de arroz. Los primeros cigarrillos manufacturados y empaquetados datan de 1825. En 1833 aparecen las primeras cajetillas y es cuando se empieza a utilizar la palabra “cigarrillo” o “cigarrito”, que deriva de “puro” o “cigarro”, llamado así por su similitud con una cigarra.

La fabricación y venta fue monopolio de la Compañía Arrendataria de Tabacos, creada en 1887. La Compañía era el mayor empleador industrial del país con más de 30.000 trabajadores distribuidos en diez fábricas. Modernizó la gestión de la renta del tabaco y mecanizó la producción reduciendo la mano de obra en casi un 70%. El hecho de que más del 95% de lamano de obra fuera femenina -las famosas cigarreras- fue económica y políticamente rentable para una empresa que gestionaba un monopolio público y cuya supervivencia dependía del mantenimiento del contrato de arrendamiento.

.

.

.

Día del plato único

febrero 20, 2017

.

Si buscamos vestigios de la guerra civil en Arahal ahora, en 2017, sólo los encontrariamos en objetos que entonces parecerían insignificantes. Como las famosas monedas de cobre que sustituyeron al dinero republicano y que hoy buscan los coleccionistas numismáticos. O vales como éste de la fotografía, un pequeño trozo de papel por el que piden 60 euros en el mercado actual del coleccionismo, una muestra de que lo valioso suele estar en el terreno de lo raro y escaso.

73542579

El DIA DEL PLATO ÚNICO fue instituido día durante la Guerra Civil en el bando sublevado. Una campaña mediante la cual las casas de comidas, fondas y hoteles servían un menú de un sólo plato que se cobraba entero. Esto se hacía los días 1 y 15 de cada mes. Lo que sobraba se dedicaba a beneficencia. No fue una idea original de los nacionales, pues estuvo inspirada en el Eintopf de la Alemania nazi, una especie de sacrificio mínimo de la sociedad civil participando en la guerra. Aquí parece que fue una iniciativa de Queipo de Llano. La campaña también se extendió a las mesas de cada casa pidiéndo “el sacrificio por los hermanos caídos, viudas, huérfanos, abandonados, todos sin excepción…”

Al plato único se añadió posteriormente el DIA SIN POSTRE, con la misma finalidad recaudatoria. La población estaba obligada a cumplir con ambas campañas. El no hacerlo significaba una cierta rebeldía con las directrices del Movimiento Nacional y por tanto ser considerados malos españoles a los que se podía multar. Las autoridades designaron a señoritas postulantes para recoger en los domicilios la diferencia entre el coste de la comida del referido día y el plato único servido y consumido. Se hacía con la velada amenaza por parte de las autoridades de publicar los nombres de los que no cooperasen o no cumpliesen con su ayuno.

El DIA DEL PLATO ÚNICO tuvo su origen en Sevilla, una de las primeras zonas sublevadas, estableciéndose en noviembre del 36 en el resto. Las casas de comida debían pagar cada día el 25% de la recaudación y proporcionar a las autoridades listas de comensales. Lo recaudado iba a parar al Fondo de Protección Benéfico Social y a Auxilio Social: comedores sociales para obreros parados y sus familiares; casas-cunas y jardines de la infancia, donde las viudas, principalmente, pudieran dejar a sus hijos en horas de trabajo. Junto con orfelinatos, talleres para aprender un oficio y desarrollar el espíritu católico y patriótico, colonias veraniegas para el desarrollo físico y la enseñanza premilitar de las juventudes.

A partir de 1939, finalizada la guerra, tanto el DIA DEL PLATO ÚNICO, como el DIA SIN POSTRE, se extendieron a todo el territorio nacional, dada la hambruna y escasez en la España de entonces. Y llego a mantenerse hasta 1942, cuando Europa se debatía en la guerra mundial.

vale-barcelona

sello-granada

dia-sin-postre

valencia

sellos-benefi

Arriba, algunos ejemplos de vales y sellos utilizados en la guerra y la postguerra con fines recaudatorios: 1.- Vale de Plato Único emitido en Barcelona. 2.- Plato Único de 10 cts. de Granada. 3.- Vale con valor para Plato Único y Día sin Postre. 4. Tarjeta nominal impresa en Valencia para pegar los vales del Plato Único. 5.- Conjunto de sellos benéficos de distintas poblaciones con fin recaudatorio.

.

Sobre este tema ver: Ceca de Arahal. De un olivo a otro

.

.

.

Los billetes de la imprenta Godino

abril 21, 2016

En el periodo de la Guerra Civil, 1936-1939, no sólo emitió billetes el Banco de España en Madrid (zona republicana). Oficinas de este Banco en otras ciudade también lo hicieron. Durante esos tres años de guerra, igualmente, lo hicieron diferentes Ayuntamientos, pueblos y entidades privadas en ambos bandos.

En un artículo anterior – Ceca de Arahal– analizamos las monedas emitidas durante la guerra en el pueblo.  Ahora estos dos billetes, impresos en pequeñas cartulinas de color verde y con una medida aproximada de 8 x 5,5 centímetros. Tienen más apariencia de vales que de billetes y la particularidad de que están realizados en la imprenta de Arahal, la de Godino. Son muy apreciados en el mundo del coleccionismo numismático.

1 peseta

2 pesetas

 

1 pie

2 pie

 

En la provincia de Sevilla, perteneciente a la zona nacional desde comienzos de la guerra, hubo cinco municipios, Arahal, Cazalla de la Sierra, Lora del Río, Marchena y Puebla de Cazalla, que acuñaron su propia moneda, circulando por estos pueblos y los de su alrededor. Son las conocidas “cecas de emergencia de la guerra civil”.

cuadro monedas 1

En los cuadros de monedas de la guerra civil aparecen las emisiones de Arahal en primer lugar, no sólo por guardar un orden alfabético de poblaciones sino por su importancia en el mundo numismático.

cuadro monedas 2

 

Así, Arahal formó durante la guerra una ceca que luego sería deseada por los coleccionistas con el tiempo. Por su rareza, claro. En su momento, poca vida tuvieron estos billetes, pues al finalizar la guerra se ordenaba la recogida y destrucción de toda moneda no emitida por el Banco de España o Tesoro Público.

 

anuncio TC

Anuncio de la venta de los dos billetes de Arahal, con el precio estimado en la actualidad

.

.

.

Escenas similares

mayo 4, 2012

Es fuerte el deseo del historiador  de encontrar imágenes de los hechos que le interesan. Esto ocurre especialmente con acontecimientos importantes de la historia de Arahal, los producidos por ejemplo en el año 1857 ó los más cercanos de 1936. Del primero se acepta, en un siglo escaso de imágenes gráficas, donde sólo cabe imaginar las habituales revueltas del reinado de Isabel II. Tampoco hay imágenes de la guerra civil, de la que sólo quedó la famosa fotografía de la cárcel con los quemados, tan difundida por las agencias de prensa de los vencedores. Una imagen realizada por el médico del pueblo, D. Manuel Nieto (1) (2) a instancia de la autoridad militar, lo que indicaba la ausencia de reporteros gráficos con las tropas que llegaron al pueblo. Pero esto no ocurrió en otros pueblos sevillanos, donde si hubo reporteros que fotografiaron esos momentos trágicos de julio.

Así, podemos vislumbrar escenas similares a lo ocurrido en Arahal en el 36, en reportajes gráficos de pueblos vecinos publicados en revistas del momento. No hay mucha diferencia en cuanto al escenario de las calles a las que llegan las tropas y al recibimiento de los habitantes, bajo el mismo sol canicular.

Una de las revistas que destacó en los reportajes de la guerra civil desde el primer momento fue la francesa L´Illustration (3), que realizó números especiales dedicados a la situación española, como éste de Agosto del 36. Sus reportajes siguen teniendo un valor histórico desde el punto de vista gráfico. En los años 30 es cuando comienzan los reportajes fotográficos de jóvenes periodistas que se juegan la vida tratando de captar escenas de combates en las guerras del mundo. Luego, sus imágenes eran difundidas a través de  las agencias de prensa, para ser publicadas por los grandes semanarios. Es el inicio de las grandes revistas occidentales cultivando el fotoperiodismo y las reproducciones fotográficas a toda plana en blanco y negro.

En un número de L´Illustration de Agosto de 1936 podemos ver fotografías de pueblos andaluces. La fotografía de la portada (arriba) es la lucha en las calles de Toledo.

Junto a las fotografías, reproduzco los pies que trae la revista (en francés). L´Illustration trató de combinar en cada página imágenes de ambos bandos.

.

.

Utrera

“Del lado de los insurrectos.- El bombardeo de Utrera (a 30 Kms. de Sevilla) y la detención de un grupo de comunistas (con las manos en alto mientras son desarmados)”.

.

Constantina

“Una visión conmovedora: en el pueblo de Constantina (al nordeste de Sevilla), en donde las tropas gubernamentales, antes de replegarse, han fusilado un centenar de sospechosos. Los insurrectos son acogidos por las mujeres, que imploran se les perdone la vida a los hombres que quedan” .

.

.

Tocina

“Una escena emocionante: en Tocina (al nordeste de Sevilla) un grupo de habitantes es identificado por un destacamento de insurrectos que acaban de tomar el pueblo”.

.

.

Cantillana

“La toma del pueblo de Cantillana (a 30 kms. al nordeste de Sevilla) por las tropas rebeldes”.

.

.

Sevilla

La revista publica también fotografías de la capital. El pie de la foto  de arriba dice: ” La vuelta de la artillería después de la toma del barrio de Triana”. La de en medio: “Tropas de Choron entran en la ciudad”. La de abajo: “En Sevilla, la Puerta de la Macarena. Barricadas de norte a sur en España”.

.

.

Notas

1.- La guerra civil en Arahal

2.- La guerra civil en Arahal (Apéndices 3 y 4)

3.-L’Illustration (La Ilustración) fue un semanario francés de larga historia, que se publicó entre 1843 y 1944. Esta revista llegó a editar 5.293 números, lo que supone unas 180.000 páginas en total. Se dejó de imprimir al final de la Segunda Guerra Mundial. Sus archivos están considerados entre los más importantes en el mundo iconográfico del siglo XIX y principios del XX.

.

.

.

.

La guerra civil en Arahal (Apéndice 5)

julio 27, 2010

.

El Ministerio de Cultura creó en junio un portal, dentro del general de Archivos Españoles, llamado Víctimas de la Guerra Civil y Represaliados del Franquismo. Su intención es la de recoger en él nombres y datos personales de todos aquellos que sufrieron las consecuencias de la Guerra Civil, así como los que padecieron la ausencia de los Derechos Humanos desde 1936 hasta 1977.

.

.

El portal incluye ya datos de 750.000 personas y se espera que alcance los 4 millones en los próximos años. Utiliza la riqueza documental existente en los archivos públicos estatales, el caudal burocrático producido por el franquismo. Sólo el Archivo General de la Administración, de Alcalá de Henares, cuenta con referencias de 800.000 personas que sufrieron alguna represalia. Por su parte, el Centro Documental de la Memoria Histórica en Salamanca, almacena 3,5 millones de fichas.

.

.

.

.

Arriba, las tres listados de Arahal en el portal, que en este momento sólo contiene 63 registros, algunos con nombres repetidos. Por ahora sólo se muestran las personas que sufrieron de forma directa o indirecta la Guerra Civil. A veces los nombres van acompañados de un apodo, pero no hay más información sobre su papel en el conflicto y su razón de víctima, si fue fusilado, represaliado, depurado, etc. Muchos datos provienen del Archivo Histórico Nacional y del Tribunal Nacional de Responsabilidades Políticas, otros del Archivo General de la Administración, por mostrar la depuración de maestros nacionales. Hay notables ausencias, como los famosos “quemados” de la cárcel de Arahal, protagonistas exclusivos durante muchos años y que ahora no aparecen aquí.

Habrá que esperar a que el portal esté acabado, o por lo menos con la mayor cantidad de datos, para apreciar el número de víctimas arahalenses. Creo que también nosotros mismos podemos mejorar la información de Arahal en este Portal de la Guerra Civil, contactando con los realizadores para corregir errores y ausencias. Contacto con Archivos.

.

.

Arriba, la sede actual del Archivo Histórico Nacional. Inaugurada en 1953, está situada en una de las zonas más elevadas de la ciudad de Madrid, dentro del complejo de edificios del Consejo Superior de Investigaciones Científicas. El Archivo Histórico Nacional es la institución que conserva y custodia la documentación producida y recibida por los organismos que conforman el aparato administrativo del Estado español desde la Edad Moderna, así como otros fondos documentales de instituciones públicas y privadas desde la Edad Media.

________________________

.

.
Tema general: La guerra civil en Arahal

.

Apéndice núm. 1: Iconoclasia arahalense

Apéndice núm. 2: La mala fama

Apéndice núm. 3: El terror rojo en Andalucía

Apéndice núm. 4: La foto de la cárcel de Arahal

Apéndice núm. 5: Portal Víctimas de la Guerra Civil y Represaliados… (Arahal)

.

.

.

.

La guerra civil en Arahal (Apéndices 3 y 4)

junio 10, 2010

.

Con el fin de completar en lo posible La guerra civil en Arahal, iré añadiendo nuevas entradas al tema principal. El formato de blog no permite textos muy extensos, pero los enlaces facilitan su unión como si fueran las páginas de un libro. Estas entradas tendrán forma de apéndices numerados.

Un tema como el de la guerra civil en Arahal es imposible cerrarlo. A pesar de su importancia, la bibliografía es mínima. Existen libros y documentación pendientes de estudio y revisión, a los que hay que añadir nuevas fuentes o testimonios que surgen en cualquier momento.

Añado aquí dos apéndices sobre la guerra que contienen información de interés. Uno es un folleto de 1938 difícil de encontrar, cuyo original reproduzco fotografiado para que pueda ser leído en su totalidad. El otro es la generosa aportación de un testimonio aclarando el origen de la famosa fotografía de los quemados de la cárcel de Arahal. Ésta fue atribuida oficialmente al fotógrafo Serrano, con cuyo sello ha viajado por todo el mundo, pero su verdadero autor fue D. Manuel Nieto, conocido médico del pueblo (y médico de cabecera de mi familia). Esta información me ha llegado de boca de su hijo, buen conocedor de la historia reciente de Arahal.

.

.

______

.

Apd. 3. El terror rojo de Andalucía.

Con este título se publicó en 1938 un folleto firmado por Antonio Pérez de Olaguer. Formaba parte de las llamadas Ediciones Antisectarias de Burgos, que en la cubierta explicaban muy bien su contenido: “Serie Antisectaria, destinada a combatir las sectas, enemigas de Dios y de España, y especialmente la Francmasonería”. Junto a los crímenes de los rojos, los títulos combatían el judaísmo y la masonería, dos enemigos a vencer con la República.

El folleto describe hechos criminales de la guerra civil en pueblos andaluces, siempre del bando rojo, dedicando dos apartados especiales, uno a Arahal y otro a Posadas. El de Arahal es una especie de reportaje “para no olvidar lo ocurrido” en la cárcel del ayuntamiento. En él aparecen victimas y supervivientes, familiares, el alcalde y el sacerdote que se salvó del fuego.

Escrito un año después de lo sucedido, en julio de 1937, aunque publicado en 1938, no aporta nada nuevo a lo que ya relató ABC o la prensa de la Falange. Pero refleja el ambiente anestesiado del pueblo después de la tragedia. Es interesante comprobar la importancia que la crónica del nuevo régimen daba a lo sucedido en Arahal, “para no olvidar”, por supuesto sin nombrar la segunda parte. En la época en que se escribió el relato se seguían ejecutando gente de izquierda.

.

.

EL DRAMA DE ARAHAL. 1.- Con Manolo Quijano…

2.- Ante el alcalde de Arahal.

3.- Habla el Señor Camacho…

4.- Intermedio

5.- En aquella casita blanca

.

“El terror rojo en Andalucía” por Antonio Pérez de Olaguer. Volumen 8 de Ediciones Antisectarias. 1938. (1)

Para leer las páginas de arriba, pulsar sobre ellas.

.

.

_________________

.

Apd. 4. Fotografía de la cárcel de Arahal

La famosa imagen de los quemados de la cárcel de Arahal se ha considerado siempre realizada por Foto Serrano, así fue distribuida nacional e internacionalmente en los medios gráficos de la prensa (ver La guerra civil en Arahal)

.

.

Pero el verdadero autor de la fotografía fue el doctor D. Manuel Nieto Herrera, que , además de atender a las víctimas en los primeros momentos, realizó la fotografía a solicitud de un capitán de las fuerzas que entraron en el pueblo. Su hijo, D. José Luis Nieto, lo cuenta en un completo relato incluido en ´”Así pasó…”, biografía novelada y no publicada, donde aparecen con pormenores desconocidos las circunstancias que rodearon los asesinatos de la cárcel. Me permito reproducir aquí las dos páginas que amablemente él me ha proporcionado.
.

.

Esta aportación de D. José Luis Nieto me hace pensar en la tesis de la reciente historiografía sobre la guerra. Ante el dilema de los hechos incompletos, hay que acudir al testimonio oral o escrito de los testigos de lo ocurrido. Es poner en práctica el “recuérdalo tú y recuérdalo a otros” que preconizaba Ronald Fraser para obtener una narración distinta de la guerra civil y así enriquecer la historia oficial de ambos bandos.

.

.

Tema general: La guerra civil en Arahal

Apéndice núm. 1: Iconoclasia arahalense

Apéndice núm. 2: La mala fama

Apéndice núm. 3: El terror rojo en Andalucía

Apéndice núm. 4: La foto de la cárcel de Arahal

.

.

.