Archive for the 'PERSONAJES DE ARAHAL' Category

La Semana Santa de un republicano federal

noviembre 17, 2017

 

Leyendo un tipo de prensa rara y olvidada, nos enteramos de anécdotas de personajes republicanos arahalenses de principios del siglo pasado. De noticias aparecidas en La Bandera Federal (1), un periódico de corta vida, publicado en Madrid durante tres años, de 1910 á 1913, quizás la más atractiva sea la titulada “Un viaje a Arahal” firmada en Paradas en marzo de 1913 por el que se hacía llamar El Cuco de la Torre.

Reproducimos entero el texto junto al recorte del periódico…

UN VIAJE A ARAHAL

Hallándome aburrido por demás, en estos pícaros días de Semana Santa, me dispuse a dar un paseo al vecino pueblo arahalense para distraerme un rato, en compañía de algunos amigos del citado pueblo, que son víctimas también de un “tío muy gordo” que se llama Florián.

Serían las seis de la mañana del Jueves Santo cuando alcé el vuelo, y en menos de tragarse una hostia, me puse en casa de mi antiguo amigo el republicano federal D. Fernando García Serrano, conocido por “El Liso”. Este buen hombre, amigos lectores, es un federal de los tiempos del nunca bastante llorado D. Antonio Pedregal y Guerrero.

Yo, a decir verdad, quería mucho a mi correligionario y amigo “El Liso”, porque como es de mi misma edad y habíamos luchado tanto tiempo juntos, huelga decir que seguidamente, y sin detenerme en parte alguna, marché a su domicilio. Pero al llegar a su puerta, siento a algunos chiquillos que, entre otras cosas, exclamaban: “¡De hoy no sale! ¡Ya se muere!”

Al oir estas palabras, penetro en su casa, y, efectivamente, pude comprobar lo que estos muchachos decían. Al verle luchar con la pícara muerte, me apresuré a cogerle una mano, y acto contiguo mi pobre amigo dejó de existir.

Corto rápido el horizonte y fuí al Centro Republicano a ponerlo en conocimiento de unos amigos que allí había. Después de darles la triste y desconsolada noticia, colocáronle a la bandera tricolor un crespón negro, que anunciaba la pérdida de un federal honrado, de un hombre bueno.

Mi amigo Eladio Garrido cantó las excelencias del mártir de las ideas, y acto contiguo se esparcieron los allí reunidos a dar conocimiento a todos los socios para que al dia siguiente fueran a acompañar al finado a su última morada.

Yo, que no me encontraba satisfecho sino estando junto al cadáver, por lo que pudiera ocurrir, marché prestamente al lugar donde el cuerpo frío y yerto se encontraba para evitar, si podía, lo que los clerizánganos tenían proyectado; pero, como la gente de sotana en pueblos como Arahal, donde el cacique está a las ordenes de estos pajarracos, hacen y deshacen a su capricho, acuerdan que el cadáver sea enterrado esa misma tarde, a fín de evitar que los socios del Casino pudieran acompañarlo.

De todo esto resultó que a las seis de la tarde estuviera el finado en el cementerio, cosa que es contraria a la ley de Sanidad, que ordena, como es sabido, no sea enterrado nadie después de haber transcurrido veinticuatro horas de su fallecimiento.

He de hacer constar también, para que todo el pueblo se entere, que “El Liso” jamás conversó con ningun cacique, porque le daba asco la baba venenosa que esos reptiles suelen arrojar, como también se evitaba de pasar por casinos y casinetes aristócratas, porque decía que la peste del burgués era una peste infecciosa.

Pero, como estaban de acuerdo las autoridades judiciales con las eclesiásticas -cosa rara-, dieron un rodeo extraordinario, a fín de pasarlo por delante de todos los corifeos que en la plaza estaban, y dijera uno de ellos: “¡Vivo no pasaste; pero muerto le hemos traido!”

¡Qué infamia, señores de coronilla! ¡Qué sarcasmo, padre Espinas!

He de recomendar este hecho al luchador incansable D. José Nakens, para que se haga cargo de los curas y curianas que en Arahal existen, a fin de que los saque a relucir en El Motín y les dé vergüenza del acto cometido con nuestro compañero, propio más bien del siglo XV, en que eran dominados nuestros antepasados por los esbirros de la Inquisición.

Ruego a mis amigos de Arahal manden el recorte del periódico a D. José Nakens, como también el hecho ocurrido con el sacristán, para que no quede impune, de aquí en adelante, nada de lo que esa gente negra cometa.

Y a mi “amigo” el Sr. Florián, secretario del Ayuntamiento, le prometo he de hacer algunas visitas, si en lo sucesivo comete los abusos que hasta la fecha viene cometiendo.

Y no he de cerrar este artículo sin darle memorias a “Pies Grandes”, que en otro artículo cantaré sus excelencias.

Reciba, pues, la familia del finado mi más sentido pésame, como también los socios del Centro Republicano, y evitar en lo sucesivo actos como el presente, que nada bueno dicen en favor de un pueblo que tiene un Centro que cuenta con infinidad de asociadoss. Hasta otro número señores de Arahal.

EL CUCO DE LA TORRE
Paradas y Marzo de 1913

.

.

1.-La Bandera Federal. (Defensor de la Conjunción Republicano-Socialista).
Prensa de información general. Publicada en Madrid desde Diciembre de 1910 á Diciembre de 1913.

.

.

Anuncios

El paso del Duque de Medina Sidonia por Arahal

octubre 14, 2017

El Duque de Medina Sidonia pasó por Arahal en 1640 para casarse, venía de Sanlúcar e iba camino de Montilla, donde le esperaba la novia. Su paso por el pueblo sería un episodio desconocido e intrascendente si un poeta no hubiera dejado constancia del mismo en una obra poética: Recebimiento que la ilustre villa de el Arahal hizo al Excelentissimo Señor, Duque de Medina Sidonia, passando de San Lucar a Montilla a su Desposorio. Está escrita por Cristóbal de Monroy, que vivía en esos momentos en el pueblo.

Ficha bibliográfica de la obra de Monroy en las Relaciones de solemnidades y fiestas públicas de España que escribio Jenaro Alenda y Mira. Como se ve, era una obra breve. Monroy la dedicaba a Bernardino Velasquez de Lara, Corregidor de Arahal. El autor se presentaba como Teniente de la Fortaleza de Alcalá de Guadaira.

.

El Duque

El IX Duque de Medina Sidonia, Gaspar Alonso Pérez de Guzmán el Bueno, vivió de 1602 a 1664. Su ducado era uno de los más antiguos de la nobleza castellana y poseía vastos señoríos en el reino de Sevilla. En 1636, al morir su padre, heredó el ducado y comenzó a vivir en Sanlúcar. Al año siguiente, a la muerte de su esposa, vuelve a casarse con Juana Fernández de Córdoba, hija del marqués de Priego. Esta es la causa de su paso por Arahal.

El Duque ha pasado a la Historia por su participación en una rebelión durante el reinado de Felipe IV, que se produjo en 1641, el año siguiente de su paso por Arahal. Con Felipe IV, la crisis económica y política del Imperio español había formado algunas rebeliones en el territorio español: Cataluña, Portugal y otras posesiones. El Duque de Medina Sidonia, tentado por su primo el Marqués de Ayamonte, encabezó otra más, la rebelión por la independencia de los reinos andaluces de Sevilla, Córdoba, Jaén y Granada. Esta rebelión fracasó. El marqués de Ayamonte fue decapitado y el Duque, aunque perdonado por Felipe IV, perdió los dominios andaluces y Sanlúcar, quedando exiliado en Castilla. (Arriba, Retrato del Duque de Medina Sidonia...)

.

El Poeta

Cristóbal de Monroy y Silva, nacido en Alcalá en 1612, residió en Arahal un tiempo. Allí vivía su hermano Bartolomé, casado con Ana Perea y Párraga, padres de Sebastián Monroy, el mártir de las Marianas. Cristóbal de Monroy vivía en Arahal en 1640, cuando pasó el Duque de Medina Sidonia, a quien dedicó su composición poética. Volvería a Alcalá de Guadaira y allí murió en 1649, con 37 años. (1)

 

.

Notas

1.- VER entrada en estas páginas: Los Monroy en Arahal.

“Cristóbal de Monroy destacó sobre todo en el género teatral como seguidor de la escuela de Lope de Vega, en el periodo que se encuentra entre Lope y Calderón, También se percibe en él una marcada influencia lírica de Góngora. Entre los títulos de sus comedias destaca especialmente Fuente Ovejuna, refundición o libre realización poética de un asunto tratado años antes por Lope de Vega. Asimismo, destacan otras comedias suyas como Mudanzas de la fortuna y firmezas del amor, Las mocedades del Duque de Osuna, La batalla de Pavía y prisión del rey Francisco, Envidias vences fortunas o El encanto por los celos y fuente de la judía.

Por otro lado, este escritor, que vivió con sus padres en la calle de los Monroy, que aún existe con esta denominación, fue “muy devoto” de la Hermandad del Santo Entierro y de la Virgen del Carmen, así como estuvo muy unido a la Virgen del Águila, bajo cuya iglesia pidió ser enterrado en su testamento.

Monroy fue muy activo en la política de Alcalá de Guadaira. Así, entre 1636 y 1641 ejerció como ejecutor de la villa, en 1639 fue nombrado regidor perpetuo, en 1641 obtuvo el título de teniente de la real fortaleza de la ilustre y antigua villa de Alcalá, y en 1647 fue nombrado, por Alfonso Álvarez de Toledo, promotor de su justicia en la audiencia mayor”.

.

.

.

 

La Logia “Gran Capitán”

mayo 21, 2017

Gracias a la última digitalización de prensa masónica en la Hemeroteca de la Biblioteca Nacional, podemos conocer la actividad de la Logia de Arahal “Gran Capitan” año tras año, en los boletines que van de 1890 al 1895.

La Logia de Arahal aparece en el Boletín de Procedimientos del Soberano Gran Consejo General Ibérico (1), donde la vemos rodeada de otras de pueblos vecinos (la Logia “Julián Gayarre” de Marchena, la Logia “Ruiz Zorrilla” de Carmona, la Logia “Estrella de Isaac Peral” de Osuna, la Logia “2ª Isaac Peral” de la Puebla de Cazalla, la Logia “Caridad” de Aguadulce, la Logia “Luz” de Paradas y muchas más). En francmasonería, la Logia es la organización básica, que se distingue por su nombre y por el número con que ha sido inscrita en la obediencia. La de Arahal era la número 59.

.

La primera noticia de Arahal en el Boletín es la concesión en 1890 de Patente a su Logia con el nombre de “Gran Capitán” y número 59. La concesión la hace la Soberana Gran Logia Española. En la misma noticia aparecen las Patentes de Jaén (nº 56), Cáceres (nº 57) y Marchena (nº 58). La Carta Patente o Carta Constitutiva es el documento por el que una Logia es reconocida bajo la tutela o jurisdicción de una Gran Logia.

.

En un Boletín de 1892 aparece la composición de la Logia “Gran Capitan”, con un Venerable Maestro: D. Antonio García. Y dos Obreros: D. Ignacio Oliver y D. Sebastián Amoedo. En Las logias masónicas los cargos y jerarquías son determinantes. El cargo de Venerable Maestro, o símplemente Venerable, es el nombre que recibe el hermano que preside los trabajos masónicos de cada sesión. Puede ser cualquier hermano, al que se le conceden ciertas facultades de orden ejecutivo para mantener el orden del ceremonial y la armonía dentro de la logia. El Obrero es un componente de la misma. Un trabajador o constructor, que puede ser simbólicamente considerado como parte de la edificación de la Logia, lograda por cada hermano que busca a la vez ser constructor de sí mismo.

.

En una noticia de diciembre de 1893 se describen las iniciaciones en la Logia de Arahal, así como la elección de dignidades para regir el Taller durante el año 1894. Taller es la unidad primordial de la masonería. Designa a un grupo de masones trabajando mancomunadamente o al sitio en que se reúnen.

En el Taller de Arahal de 1893 fue iniciado “previos requisitos del ritual” a Miguel Delgado Brenes, que adoptó el nombre de “Colón”. Y se le concedió el grado de compañero a Enrique Medel Alcázar-Caballero. En masonería es necesario adoptar un nombre para la Logia y sus componentes, nombres generalmente referidos a la  la sabiduria universal, las ciencias o la historia. En la masonería, cuyo objetivo es hacer mejores personas, los grados corresponden al nivel de conocimiento del oficio alcanzado por el iniciado.

En ese mismo Taller de 1893 se eligieron Presidentes Honorarios y Efectivos. El presidente (Venerable) fue D. Francisco Arias de Reina, seguido del Primer Vigilante, D. Manuel Aranguete Sánchez, y del Secretario Tesorero, D. José Bernabeu Carreto.

.

En 1894 se produce la expulsión de un miembro de la Logia de Arahal. Ésta se realiza en un Taller y se notifica al Venerable Hermano D. Isidro Villarino del Villar de la Soberana Gran Logia. El expulsado es el hermano D. Sebastián Amoedo, que apareció en la primera noticia iniciando la logia arahalense de 1890. No se explican las causas de esa expulsión ad vitam, que tuvo que ser a causa de faltas graves y que los masones arahalenses explicarían en privado en la Gran Logia.

La notificación está firmada por los Venerables Maestros Inocencio Bailac, Francisco Arias de Reina, Francisco Pérez y José Bernabé. En esta notificación vemos que participan las Logias de Arahal y de Paradas. La Logia de Paradas, con el nombre de “Luz” y número 135 (número muy posterior al de Arahal), aparece por primera vez en el Boletín unida a la de Arahal.

.

El 31 de Diciembre de 1894 hubo una Tenida en la Logia arahalense en la que se inició Manuel Gallego Pinto, natural de Morón, “previos los requisitos de ritual y con arreglo a lo que dispone nuestra Constitución”. La noticia esta firmada por el Venerable Maestro Francisco Arias de Reina y el Secretario Enrique Medel.

Los masones se reúnen al menos una vez al mes en la logia para realizar los trabajos masónicos. Las sesiones de trabajo que se llevan a cabo dentro del marco ritual se denominan Tenidas de Obligación. Esta Tenida tiene lugar con el aparato masónico y puede incluir la presencia de Hermanos y Hermanas visitantes.

.

Otra iniciación en la Logia de Arahal, la de D. Aurelio Almagro Rodríguez, que adoptó por nombre simbólico el de “Victor Hugo”.

.

Y otra iniciación, la de D. Miguel Delgado Brenes, en Septiembre de 1894. La noticia, como la anterior, está firmada por el Venerable Maestro, Francisco Arias de Reina, y el Secretario, Manuel Arangüete.

.

La última noticia encontrado en los Boletines es de 1895. En ella se informa de una nueva iniciación en la Logia “Gran Capitán” de Arahal, la de  D. Federico Trujillo, natural de Sevilla, que tomó el nombre de “Giordano Bruno”. Firma la noticia el Venerable Maestro Francisco Arias de Reina.

Estas son las apariciones de la Logia de Arahal en el Boletín, que dejó de publicarse en 1898.

.

.

Notas

Boletín de Procedimientos del Soberano Gran Consejo General Ibérico.

Editado por el Soberano Gran Consejo General Ibérico y la Gran Logia Simbólica Española, en cuya cabecera -adornada con un grabado- se indica “rito antiguo y primitivo oriental de Memphis y Mizraim” y “revista sociológica-masónica”, siendo su objeto actuar como “gaceta oficial” de esta “obediencia”, cuyos “artículos, noticias o variedades”, han de “estar siempre calcadas en lo que más convenga a los intereses y fines” de la asociación, según se indica en el artículo de presentación de su “número programa”, publicado el cinco de octubre de 1889. El 30 de noviembre siguiente publicará un “número extraordinario”, y el 15 de enero de 1890 lo hará ya su primer número ordinario, apareciendo a partir de entonces con periodicidad quincenal, en entregas de 16 páginas, compuestas a dos columnas y estampadas durante casi toda su vida en el Establecimiento Tipográfico de Ulpiano Gómez y Pérez, impresor que formará parte de la logia.

Su plan de contenidos será insertar en las primeras doce páginas las secciones oficial, de intereses generales y de variedades, así como noticias, sueltos, avisos y la correspondencia oficial con las logias; y las últimas cuatro estarán dedicadas a la recopilación legislativa del Gran Consejo y la Gran Logia (estatutos, constituciones, reglamentos, decretos, disposiciones, liturgias, rituales, etc.). También dará cuenta del tesoro de la logia y los catálogos de los cuerpos del rito (socios, socios protectores, socios honorarios, logias corresponsales, logias de adopción, etc.).

La Gran Logia Simbólica Española había sido constituida el 15 de febrero de 1887, siendo gran maestro del soberano gran consejo Manuel Gimeno Catalán, quien será sustituido a mediados de 1890 por el también republicano federal Enrique Pérez de Guzmán, marqués de Santa Marta, hasta su dimisión a finales de 1893. A éste le sucederá Isidro Villarino del Villar, que hasta entonces había sido secretario general, siendo el abogado del Estado Ricardo López Sallaberry el gran maestro de la logia. La publicación será gratis para los asociados numerarios y las logias dependientes. Su director será el citado Villarino; redactor, Ángel Arenas, y colaborador, Gervasio Tarazona. Aparece indicado como gerente Alejandro Medina y Bailac, y como administrador, Eduardo I. Ferrándiz.

Esta obediencia masónica española ha sido considerada como peculiar, al adoptar logias de obreros o permitir la presencia de mujeres en sus talleres. También, por su alta politización, su tendencia republicana y anticlerical, estando vinculada a las corrientes librepensadoras. Son destacados en su boletín los artículos bajo el epígrafe “Injusticias sociales”, publicados desde marzo a julio de 1890, o los dedicados a la educación.

Desde 1891, la publicación aparecerá tres veces al mes, al tiempo que reduce a la mitad su paginación (ocho). Desde el cinco de julio de 1893 al 30 de octubre de 1896, modifica la ilustración de su portada, apareciendo en la misma el nombre del fundador y director, Villarino, y, después, el de su nuevo responsable, Emilio Arroyo, al tiempo que indica también que es “medalla de oro en la Exposición Partenopea de Nápoles”. A partir de su tercer año de edición será semanal y modificará también el subtítulo a: “revista sociológica ilustrada” y “revista sociológica”. A partir del número 13 de su quinto año reduce el título a: Boletín de procedimientos, y el subtítulo a: “órgano oficial del Soberano Gran Consejo General Ibérico”. En la citada entrega extraordinaria del cinco de julio de 1893 insertará grabados con retratos de sus dirigentes, y en las siguientes otras ilustraciones referidas a la masonería. Inicia la secuencia de sus entregas anualmente. A primeros de 1897 publica un suplemento con el catálogo general de los cuerpos que se hallan constituidos en esa fecha. El último número de la colección corresponde al 22 de junio de 1898. (Hemeroteca. Biblioteca Nacional)

.

.

Cartas del P. Flórez

enero 21, 2017

Poco se conoce de D. Patricio Gutiérrez Bravo (1713-1795), cura del Arahal, donde ejerció como vicario de Sta María Magdalena, amante de la investigación del pasado histórico y coleccionista de antiguedades de su entorno. En el pueblo desarrolló su labor investigadora y curiosa de erudito ilustrado, hasta su muerte. Sevillano de nacimiento, está enterrado en el templo de San Roque. Conocemos a D. Patricio a través de varias obras históricas que publicó y que hoy permanecen en el olvido, sólo conocidas por expertos en bilbliofilia. Desconocemos su larga estancia arahalense. Hay que imaginarlo llevando una vida apacible en el pueblo, escribiendo estudios históricos que imprimía para enviar “a los amantes de la antiguedad”. Tranquilidad interrumpida de vez en cuando por hallazgos de objetos antiguos que los campesinos encontraban en sus tareas agrícolas.

foto1 copia

Un acercamiento a este personaje nos lo proporciona la correspondencia que mantuvo con el Padre Flórez. Sobre el epistolario de Patricio Gutiérrez Bravo y el padre Flórez ya se publicó entrada en estas páginas: VER La “Noticia Geographica” de la Universidad de Sevilla.

Aquí se incluye enlace a esas cartas, según se publicaron en la revista España y América en 1927 (1), facilitadas por el Duque de T´Serclaes, su propietario.

También podemos leer cómo Patricio Gutiérrez Bravo explica su amistad con el Padre Flórez en uno de sus escritos:

El año pasado de mil setecientos sesenta y ocho, hizo el Reverendísimo Florez viaje a las Andalucías como acostumbraba hacerlo a otras Provincias de España en las Primaveras; Estuvo en Sevilla y le acompañó para registrar lo mas notable desta Ciudad en edificios y grandezas el Conde del Águila, y D. Francisco de Brune y Ahumada, Oidor de la Real Audiencia de aquella Ciudad, de que se dió por muy satisfecho, y aviendo pasado desde Sevilla á ver los Puertos, á su retiro a Madrid desde Utrera se vino á esta Villa del Arahal la mañana del Martes 31 de Mayo para tener la tarde en mi compañía, me regaló algunas Monedas de Oro, Plata y Cobre y quedó contento de aver visto mi Colección y en particular una de Osuna con el Oso, que no avia visto original sino la que trae Vaillant en sus Monedas Urbis et Orbis. Aviéndole preguntado que le avía parecido Sevilla me aseguró qne por mucho que digan de ella los autores no pueden significar ni dar a entender lo que es aquella Ciudad, y assi le avia sucedido á su Revma. y le sucederá a todos los que no la vieren despacio y observaren sus grandezas, no obstante de no ser oí lo que era un siglo hace.

El Padre Flórez (Enrique Flórez de Setiién y Huidobro) (1701-1773) fue un religioso agustino, célebre como historiador, a la vez que traductor, geógrafo y numismático. Contaba pues 67 años cuando estuvo en Arahal visitando a Gutiérrez Bravo. Antes, a los cuarenta años se había iniciado en la investigación histórica y en 1747 salió el primer tomo de su famosa obra España sagrada, que llegó a alcanzar cincuenta y seis volúmenes. Para este estudio, el Padre Flórez dividió España en diócesis de las cuales estudiaba monedas, monumentos, inscripciones, manuscritos, etc., para lo que mantenía una continua consulta con todos aquellos de su época que se preocupaban de estos temas, entre los que se encontraba el cura de Arahal.

En parte, y gracias a esta relación con el famoso historiador, el conocimiento de D. Patricio Gutiérrez Bravo no ha quedado tan oculto por el paso de los tiempos.

grabado0

Retrato de Patricio Gutiérrez Bravo grabado por Gordillo en 1776. Aparece en el estudio que dedica A. Rodríguez Moñino a la correspondencia que mantuvo el Cura del Arahal con el Padre Flórez.

.

En la edición de España y América aparece una relación (incompleta) de las obras de D. Patricio que incluye el Duque de T´Serclaes junto con el epistolario.

Obras de D. Patricio Gutiérrez Bravo (3 impresos y 4 manuscritos):

1.—Discurso histórico-critico-apologétlco, en favor de la costumbre de las iglesias de España, de no tener agua bendita en sus pilas los días de Jueves y Viernes Santo. Contra el manifiesto de don Juan de Peñaranda y Velasco, presbítero de Sevilla. Escríbelo don Patricio Gutiérrez Bravo, presbitero de dicha ciudad… Sevilla, Imprenta de D. Juan de Basoas…… 1750

(Esta primera obra fue publicada siendo presbítero de Sevilla. La siguiente, 15 años después, ya será como como presbítero de Arahal. Esto nos indica la permanencia del cura sevillano en el pueblo a partir de 1750)

2.- Noticia geográfica-histórica de una inscripción romana, descubierta por septiembre de 1764, en el término de la villa de el Arahal, y de otras piedras y medallas geográficas inéditas, que da a los amantes de la antigüedad, D. Patricio Gutiérrez Bravo, presbítero de ella, y natural de la ciudad de Sevilla. Año de 1765.- Sevilla, por Joseph Padrino (impresor).

noticia

3.- La antigua Sepona, restituida a su verdadero sitio. Carta apologética que dirige a un amigo D. patricio Gutiérrez Bravo, presbítero del Arahal, sobre las cuatro cartas de D. Francisco Javier de Espinosa y Aguilera, cura de la villa de Cortes.- Sevilla, en casa de Joseph Padrino (impresor). 1771.

4.- Noticias históricas de la villa del Arahal, Arzobispado de Sevilla, con arreglo al interrogatorio remitido por D. Patricio Gutiérrez Bravo, cura de la misma. Manuscrito en 4º fechado en el Arahal el 2 de Marzo de 1786.

5.- Disertación crítico-histórica-dogmática, sobre las monedas que recibió Judas por pago de su traición. Si las que tienen algunas iglesias por tales, pueden ser las originales deste trato, y en caso de que lo fuesen, si deben tenerse por reliquia. Con dos Apéndices, el primero de cada una de ellas las tienen por tales en el día con varias reflexiones, y el segundo del Siclo de los Hebreos. Por D. patricio Gutiérrez Bravo, Presbítero Vicario del Arahal. Año 1775. Manuscrito original en 4º, en la Biblioteca Universitaria de Sevilla.

6.- Adiciones a las antigüedades de Lucena y notas sobre algunos puntos de historia y antigüedad de la misma ciudad, escrita por D. Jerónimo Antonio Mohedano Roldán; su autor D. Patricio Gutiérrez Bravo, presbítero del Arahal.- Manuscrito en 4º en la Biblioteca Nacional (1763)?

7.- Catálogo y serie de las Monedas de que se compone el Monetario de D. Patricio Gutiérrez Bravo, presbítero del Arahal, hasta hoy 1º de enero deste año de 1765. (Manuscrito en 4º en la Biblioteca Colombina de Sevilla.)
.
.

Notas

España y America portada

1.- ESPAÑA Y AMERICA.- Revista quincenal editada por los Padres de la Orden de San Agustín (O.S.A.) Empezó a editarse en 1903, con contenido religioso, pero también de cultura, literatura y bellas artes. Fué publicada durante veinticinco años, hasta 1928, refunfiéndose con otro título hasta julio de 1936.

 

.

.

.

Un médico en la Misericordia

noviembre 15, 2016

 

medico00

El médico de Arahal es un artículo aparecido en la revista España Médica de 1932 (1), firmado por el famoso Dr. M. Fernández Cuesta, médico y periodista (2). Es un artículo cariñoso dedicado al médico titular de Arahal por esa época, D. Miguel Fernández y González, que cumplía cincuenta años de labor en el pueblo. El periodista señala que se jubilaba a los 70 años.

retrato prensa

En su texto, Fernández Cuesta escribe sobre la larga labor médica y los escasos medios del Dr. Fernández: Don Miguel es pobre; tan trágicamente pobre, que no se avergüenza al solicitar una plaza de gracia en el hospital benéfico de la Misericordia, donde por espacio de tantos años fue encargado de la visita diaria de esos otros pobres de Arahal.

El articulo es así una llamada de ayuda a otros médicos en activo, los de la Previsión Médica Nacional de aquellos tiempos de la II República.

.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La jubilación de D. Miguel Fernández y González tuvo mucha repercusión en la prensa del momento y trascendió las fronteras de Arahal. Apareció en casi todos los medios informativos, quizás con la ayuda de Fernández Cuesta. En esta página de la revista Blanco y Negro de la misma época (1932), aparece una fotografía con el título “Homenaje a un médico”. Es la comida celebrada en honor del Dr. Fernández y González en el Casino Universal de Arahal. A pesar de la mala calidad fotográfica de la imagen, se pueden ver caras conocidas: de pie, al fondo, está el médico homenajeado, que la revista señala con una cruz en la solapa.

.Esta figura médica ya apareció en estas páginas (VER   Un médico de Arahal. 3 julio, 2009)

.

medico001

medico002

Artículo completo del doctor Manuel Fernández-Cuesta.

.

.
Notas

1.- ESPAÑA MÉDICA. Revista mensual ilustrada. Madrid, Abril de 1932. Año XXIII. Núm. 619. (Pág. 23). Debajo se puede ver la portada del número donde aparece el artículo dedicado a Fernández y González.

medico1

2.- Manuel Fernández-Cuesta fue hermano del conocido falangista Raimundo Fernández-Cuesta, ministro de Agricultura, Justicia y Secretario General del Movimiento en varios gobiernos de Franco.

Manuel Fernández-Cuesta ejerció como pediatra. Pero su gran vocación fue el periodismo. Fue redactor de El Imparcial y de la revista Estampa. Durante la Guerra Civil española fue redactor jefe de Unidad, para dedicarse después a la fundación y dirección del semanario gráfico Fotos, cuyo primer número se publicó en San Sebastián, el 25 de febrero de 1937, y continuó editándose en Madrid hasta 1963.

57734422

Lo más destacado de su carrera periodística fue la fundación en 1938 del semanario MARCA, que siguió dirigiendo hasta su muerte, en 1945. MARCA se trasladó a Madrid en 1940 y se convirtió en diario en 1942. Manuel Fernández-Cuesta también creó la revista taurina El Ruedo (1944 – 1977).

.

.

.

Una necrológica militar

septiembre 16, 2016

.

En la Revista de Sanidad Militar de 15 de abril de 1925 (1) aparece una necrológica de un militar nacido en Arahal, un teniente coronel médico que después de larga carrera en el Ejército, ejercía su labor en el Hospital Militar de Guadalajara como Director. Es interesante reseñar el paso por la vida de estos arahalenses que destacaron en sus actividades y que el tiempo borró del recuerdo del pueblo.

teniente coronel1

Francisco García, nació en Arahal y estudio Medicina en Granada. A los 31 años ya lo encontramos como médico en el Ejército. En 1896 estuvo en Filipinas con el Batallón Expedicionario, donde fue hecho prisionero. En 1899 vuelve a España, donde fue ascendido a Médico Mayor y destinado al Hospital de Melilla hasta 1920. Sus últimos destinos fueron Granada y Guadalajara.

filipinas1_thumb[3]

Militares españoles en la Guerra de Filipinas. 1898

.

Noticia de la revista:

Don Francisco García García (1864-1925)

Teniente coronel Médico.

Nació en Arahal, provincia de Sevilla, el día 20 de Febrero de 1864, y se graduó de Licenciado en Medicina y Cirugía en la Facultad de Medicina de la Universidad do Granada, en Noviembre de 1888, y en 30 del mismo mes del año 1895, fué nombrado, por oposición, Médico segundo del Cuerpo, obteniendo el empleo (le Médico primero por mérito de guerra, en Marzo de 1897, que permutó por la Cruz de María Cristina y por antigüedad, en Abril de 1898. Ascendió a Médico Mayor en Agosto de 1911 y a Teniente coronel Médico en Septiembre de 1920. A su ingreso estuvo destinado en el Regimiento Infantería de Álava, pasando al Ejército de Filipinas con el Batallón Expedicionario, núm. 1, y al llegar a Manila, en 8 de Octubre de 1896 salió a operaciones de campaña, efectuándolas hasta su destino en Agosto de 1897 a la Enfermería de Taal y después a la de San Isidro, donde fué hecho prisionero por los insurrectos en 21 de Junio do 1898, recobrando la libertad el 7 de Enero de 1899. Embarcó para la Península el 10 de Marzo, quedando con licencia a su llegada a Barcelona. En Abril fué destinado al Regimiento Infantería de San Quintín, y en Julio si- guiente al Batallón Cazadores de Cataluña, donde permaneció hasta Julio de 1905, que fué destinado a la Remonta de Extremadura, y en Agosto de 1909 en comisión al Regimiento Infantería de San Marcial. Ascendido a Médico Mayor, pasó destinado al Hospital de Melilla en Septiembre de 1911, permaneciendo en ese destino hasta fin de Septiembre de 1920, que pasó a prestar servicio al Hospital de Granada, y en Agosto de 1922 al de Guadalajara, como Director, y cuyo destino servía al ocurrir su fallecimiento.

Había desempeñado numerosas comisiones del servicio, estaba condecorado con la Cruz de primera clase de María Cristina, dos de igual clase del Mérito Militar con distintivo rojo, una de ellas pensionada, Cruz de San Hermenegildo, Medalla de Luzón, de África y de la Jura de S. M.

Descanse en paz nuestro estimado compañero.

.

medalla Luzon

Medalla de Luzón

granada-rehabilitacion-arquitectura--575x323

Patio del antiguo hospital militar de Granada (restaurado en la actualidad), donde fue director Francisco García en sus últimos años.

.

.

 

Bibliografía

revista portada

1..- Revista de sanidad militar (Madrid. 1911). 15/4/1925, página 19.

.

.

.