Posts Tagged ‘Feria de Arahal’

Cine de verano en feria

agosto 2, 2019

.

Encuentro un programa de cine de Arahal de los años 50, correspondiente a los dias de Feria (4, 5 y 6 de septiembre). Es una doble hoja realizada en la imprenta Godino para el Salon Victoria, “la Pantalla de las Películas de Multitudes”. Contiene el programa de cine para esos días, con lo que denomina el redactor de la hoja “peliculas andaluzas”, que se proyectaban en 2 y 3 funciones, a las 8,30, 10,30 y 12,30 horas.

Los cines de verano eran un fenómeno común en el ambiente nocturno de Arahal, como en el de otros pueblos. No sólo fueron una modalidad de exhibición, sino un lugar para pasar las largas noches veraniegas. Tres funciones para refugiarse antes o después de un paseo por la feria.

.

.

.

.

4 de septiembre. Primero de Feria. 2 funciones (10,30 y 12,30 h)
CAFE CANTANTE

Un drama hispano-argentino realizado en 1951 con la actuación estelar de Imperio Argentina. Un drama musical con las habituales coplas y canciones que abundaron en la postguerra. Más que café cantante, el centro de la pelicula es un tablao andaluz, donde Rosarillo, la guapa cantaora que interpreta Imperio Argentina, desata las pasiones del público.

.

5 de septiembre. Segundo de Feria. 3 funciones (8,30, 10,30 y 12,30 h)
PUEBLA DE LAS MUJERES

Para el dia clave de la Feria se reservaba la película más taquillera y que hoy recordamos mejor. Una producción de CIFESA, dirigida por Antonio del Amo en 1953 e interpretada por Marujita Díaz y Rubén Rojo. Una comedia con intrigas de casorios que trascurre en un pueblo andaluz, bien aderezada de bailes y cantes flamencos.

.

6 de septiembre. Tercero de Feria. 2 funciones (10,30 y 12,30 h)
PATIO ANDALUZ

Un drama de tema taurino realizado en 1958 y aderezado con canciones de Quintero, León y Quiroga, que canta el mismo torero, una vez abandonados los ruedos. Los interpetes son Ana Marical, Rafael Albaicín y José Luis Ozores, y otros conocidos de la comedia española de la época.

.

.

.

.

Programas de feria

enero 7, 2013

Hojear un antiguo programa de feria, con la publicidad del Casino Universal en lugar preferente, es recordar la época dorada que vivió esta entidad durante los años 50. Su caseta, prolongación del enclave de la Corredera, era el centro único de la feria de Arahal. La entidad tenía un papel crucial en los festejos del pueblo en esa época. Se puede decir que fueron los 50 sus años dorados, a partir de los 60 comenzó una lenta decadencia, que culminó con la desaparición  física del establecimiento, sin visos de integrarse en los nuevos tiempos que llegaban.

revista de feria1

.

revista de feria2

La orquesta que actuaba ese año de 1958 era la Hispalis, muy conocida durante los 50 en las salas de fiestas de Sevilla, acompañada de distintos vocalistas. Esta era la tónica de estos años después del momento culminante que significó la actuación de Antonio Machín.

hispalis

hispalis2

.

casetaa0

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La caseta del Casino no era efímera, estaba construida de obra, con barandas y pista de baile de cemento. La estructura carecía de  paredes y para su uso como caseta, paredes y techumbre se formaban mediante lonas de rayas como era tradicional. Se adornaba y encalaba convenientemente en las vísperas, cubriendo el suelo de albero y tapando los laterales con toldos de rayas para dar una mayor intimidad y proteger del relente en las noches de septiembre.

casetaa2

La vistosidad de la caseta estaba en su pista de baile, levantada como a 1 metro y medio sobre el suelo. Confeccionada de obra, con baldosas de cemento y una baranda blanca alrededor. Se accedía a ella por cuatro escaleras y bailar era una exhibición en toda regla, pues todo el pueblo estaba mirando desde dentro y desde fuera. En los programas de los años 50 se anunciaban, además de los “bailes serios”, concursos humorísticos: la estatua, el globo, el puente, con premios.

0

El acceso a la caseta era riguroso y sólo tenían acceso los socios y acompañantes invitados. Para la chiquillería era un verdadero problema salir y volver a entrar, pues tenían que ser reconocidos por el conserje  Manolo “Parrilla”, popular personaje en la caseta de los años 50, imprescindible para regar la pista polvorienta o llevar a su casa a algún socio borracho.

machin0

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Antonio+Machn

En 1952 ocurrió la más sonada actuación orquestal en la caseta. Fue contratado Antonio Machín, siendo presidente del Casino Antonio Domínguez Párraga. Machín estaba iniciando su fama en ese momento y sus canciones se oían en la radio. Su relación con Sevilla facilitó la contratación. Su actuación, esperada en Arahal como una estrella del momento,  supuso un lleno de la caseta, donde se sirvieron cenas y acudieron forasteros. A Machín lo pudieron oir, que no ver, muchos del pueblo que no eran socios desde el paseo de la Fuente. En la foto de arriba aparece sentado en la baranda de la pista, rodeado por la corporación del Casino.

.

feria de

9-Septiembre-1965: El corresponsal ese año, trece después de Machín, muestra su desencanto por la feria transcurrida, a la que califica de simple velada. Es el cansancio de una década de ferias en las que se repite lo mismo que en los  50. Cita uno de los mayores problemas, “la carencia de casetas populares”, sin nombrar a la solitaria caseta del Casino, única en su predominio del ferial. Todo epezaría a cambiar al año siguiente de esta crítica, en que se iniciarían los preparativos de la Fiesta del Verdeo. Ésta rompería la rutina ferial de septiembre y sepultaría en el olvido el modelo de feria de los 50.

.

caseta70

Tras Machín vinieron otras orquestas, como la Hispalis citada arriba. En los años 60 comenzó la decadencia de la caseta del Casino, a la vez que otras agrupaciones, incluida la del Verdeo, rivalizaban con sus instalaciones, ampliando la oferta en el ferial. Arriba unas sevillanas fuera de la pista de baile.

En ese período de decadencia que significaron los 60 para la caseta del Casino Universal, la aparición de una orquesta de  músicos locales trajo momentos de brillantez. Enrique Posaela fue el creador de una agrupación musical muy apreciable llamada Los Tajara, en la que intervenían Luis A. Godino, Rafael de Val y otros. La profesionalidad de esta orquesta no sólo se demostró en las actuaciones en la feria de Arahal, sino que se prolongó en la capital y otras localidades. Debajo se puede ver un anuncio de su presencia en la Nochevieja de 1974 del Hotel Macarena de Sevilla.

tajara

tajara

.

Este pequeño repaso a anuncios y antiguos programas de feria nos hace reflexionar sobre la necesidad de profundizar en la  historia festiva del pueblo. Escribir la historia de las ferias de Arahal puede ser un proyecto tan ambicioso como necesario.

.

.

.