Posts Tagged ‘Magdalena’

Crónica negra

abril 23, 2009

El escritor Alfonso Grosso, uno de los representantes de la llamada “generación del medio siglo”, sevillano y buen conocedor de Sevilla y su provincia, utilizó a Arahal en algunas de sus novelas. Desgraciadamente no en las buenas (Florido mayo, Guarnición de silla o Inés just coming, por ejemplo), sino en las comerciales y de prosa rápida para el gran consumo. Arahal está en dos basadas en hechos reales, El crimen de las estanqueras y Los invitados, la más famosa de todas sus obras.

alfonso-grosso2

En Los invitados novela unos hechos sangrientos ocurridos muy cerca de Arahal. Él mismo aclara desde el principio que es una “obra de imaginación pese… a (que son) reales los toponímicos y todas y cada una de las coordenadas geográficas en las que he situado la acción”. El autor, camino de Paradas, lo primero que hace es evocar la delincuencia: “dejar por fin atrás la travesía del Arahal, cuna del bandolero Antonio Jiménez Rodríguez, Niño del Arahal… Quizás creando un climax drámatico de la zona.

Luego, añade el recuerdo de la Guerra Civil, pues los hechos coinciden en el tiempo: “…el día 22 de julio del año 1936, curiosamente la misma fecha del día de los crímenes treinta y ocho años más tarde, y jornada de luto tanto en Paradas como en El Arahal. No sólo el cuadro de la Magdalena sufrió las consecuencias de las pasiones desencadenadas…” El famoso cuadro del que dicen los arahalenses ser propietarios, por tratar el tema de la patrona del pueblo.

alfonso-grosso3

Esta novela tan leida, era la versión de Grosso de los crimenes misteriosos -aún hoy sin resolver- del cortijo Los Galindos en término de Paradas, pero sentidos en el pueblo como si hubieran sucedido en plena Corredera. Los crimenes ocurrieron el 22 de julio de 1975 y Los invitados se publicaron en 1978. La tesis de Grosso de que la causa de las muertes fue un problema de drogas -cannabis plantado en el mismo cortijo-, hoy no se mantiene, pero la acción novelística de caracter policial o thriller hizo que se vendieran miles de ejemplares.

…………………….

En El crimen de las estanqueras, editada en 1985 y de peor calidad que la anterior, Grosso nos relata otro famosa crónica negra de Sevilla. Nos presenta a los asesinos: uno de ellos es de Arahal, un desertor de la mili llamado Juan Vázquez Pérez. Grosso describe así el pueblo del protagonista: “una compleja y antigua villa situada a cuarenta y cinco kilómetros de Sevilla, a la que se le atribuían sus raíces semánticas árabes como «mudanza» o «retirada», aunque fundada por los romanos dada la cantidad de lápidas inscritas y sarcófagos hallados en su término…” Y añade una breve historia, posiblemente por necesidad de relleno de su novela, pues al personaje no le hace ninguna falta tanta descripción de su localidad: “Conquistada por Fernando III, Sancho IV la incluyó en la Orden de Calatrava. Tras pertenecer a la de Alcántara, la villa pasó a manos del marquesado de Guillena y a la casa de Osuna para terminar siendo propiedad de los Girones, que acrecentarían su monumentalidad y cultura, transformándola, no obstante, en un gran latifundio que ha quedado perpetuado; creando, en razón de la dura explotación del campesinado, graves problemas en los inicios de la guerra civil movimientos revolucionarios iniciados a lo largo del siglo xix que convirtieran la antigua ciudad árabe en foco catalizador de todos los problemas sociales de la campiña sevillana…”

alfonso-grosso11

Grosso no sólo no evita los conocidos tópicos de la historia del pueblo, sino que situa a éste en cabeza de los conflictos sociales de la comarca. He copiado el párrafo completo de la curiosa síntesis histórica de Arahal desde los romanos hasta la guerra civil, posiblemente sacada de una enciclopedia. Con una historia así es lógico que surjan asesinos de estanqueras. Esta historia local que  utilizan los escritores del siglo XX enlaza perfectamente con la mala fama a la que aludí en otra entrada.

.

Arriba, el best seller de Alfonso Grosso, “Los invitados”. Finalista Premio Planeta 1978. Centro, María Magdalena Penitente, seguidor de El Greco. Parroquia de San Eutropio, Paradas. Debajo, retrato de Alfonso Grosso por David Padilla.

.

Alfonso Grosso

.

La Semana Santa hace 20 años

abril 8, 2009

Veinte años no es nada… y es mucho. Me encuentro una revista de la Semana Santa de Arahal de 1989, el número 2 de El Pabilo.  Aunque no incluye consejo de redacción ni dirección, veo los mismos nombres en las colaboraciones literarias o en los reportajes fotográficos, lo que da una idea de como la celebración de la Semana Santa en Arahal forma parte de la pasión encomiable de unos cuantos.
.

semana-santa2

.

Me he detenido en algunos artículos históricos, en especial en la evolución de los pasos arahalenses, como el de la cofradía de la Esperanza, donde yo salía en mi adolescencia.  Sobre el paso del Cristo de la Esperanza la revista muestra cuatro fotografías. La más antigua es de 1880, con el Cristo del siglo XVII que lleva cabellera natural.  Le sigue una de la Guerra Civil, de 1938, con un Crucificado de E. Orce. En una tercera, diez años después (1948), aparece la imagen de M. Pineda, con la Magdalena arrodillada y colocada detrás de la cruz. Y para terminar, el pie de foto de la cuarta fotografía del reportaje dice que de 1958 a 1987 la Magdalena desapareció.

Historias de la Semana Santa. Hoy como ayer, mañana como hoy…

.

semana-santa22

.

Arriba, portada de El Pabilo  num 2, 1989. Debajo, página interior con la evolución del paso del Cristo de la Esperanza en cuatro fotografías.

.

.

Artesanos y talleres en la iglesia de la Magdalena

marzo 11, 2009

Gracias a algunos archivos parroquiales y notariales -Ecija, Carmona y Marchena-, podemos añadir nuevos datos a la historia de la parroquia de Santa María Magdalena. En un estudio de investigación, Fernando de la Villa y Esteban Mira abordaron, no sin dificultad, archivos de la provincia rastreando la actividad de artistas, artesanos y talleres entre el siglo XVI Y el XVIII. El resultado fué el libro Documentos inéditos del arte en la provincia de Sevilla, editado en 1993.

magdalena11

De esta investigación surgió interesante información de la actividad de talleres artísticos en el pueblo, en especial en la iglesia de la parroquia. Voy a mostrar aquí brevemente a los artistas que trabajaron en Arahal, siguiendo  el orden que aparece en el libro, que no es el cronológico. Hay que pensar que todos estos nombres reflejan la humildad de una tarea casi anónima, gracias a la cual podemos contar con el patrimonio de nuestro pueblo. (El texto entrecomillado que acompaña a cada artista es el contenido en los documentos).

.

-Según documento de 1692 el cantero Férnández Toribio realizó la pila bautismal de Santa Maria Magdalena en “una piedra de jaspe y se concertó en 900 reales la hechura que se le pagaron…”

-El cantero Francisco Ramírez Carrillo en 1682 realizó “unas gradas de piedra negra para el altar mayor y colaterales a precio de 46 reales la vara labrada…”

-El escultor y dorador José de Escobar arregló la custodia que sale el día del Corpus: “se aderezó y se le hicieron dos nuevos ángeles de estofado cuyo trabajo, oro y madera, que se gastó se concertó en 825 reales”. Esto está fechado en 1692.

-El arquitecto José Guisado realizó el retablo mayor de la parroquia, según documento de 1699: “había recibido de la fábrica de la iglesia Mayor de Santa María Magdalena de esta dicha villa… 10.000 reales de vellón en diferentes partidas”.

-El entallador Juan de Oviedo, según documento de 1599, realizó el coro de la iglesia de Santa María Magdalena. Cobró “322 ducados que hubo de haber por el coro de madera de borne que ha hecho nuevo para esta iglesia…”

Diego de Dueñas pintó y doró el retablo mayor de la iglesia, según testimonio del mismo, de 1609: “el banco de abajo del retablo del altar mayor lo tengo que hacer dorado, de oro bruñido con la propia caja del sagrario… y el hueco de Señora Santa María Magdalena esmaltado de oro y colores… Ha de ser obligado a me dar y pagar 2.100 reales…”

organo

-Alonso de Vargas, pintor y dorador, realizó el estofado de la santa: “se estofó la efigie de Santa Maria Magdalena que está sobre el facistol del Coro para sacar en procesión en la Semana Santa”. Se ajustaron 445 reales. Documento de 1767.

Lucas Mulillos, maestro dorador de Sevilla, realiza el dorado de la custodia de la Magdalena: “se doró la custodia en que sale el dia del Corpus…” por 1.050 reales. Este documento es de 1712.

-El organero Francisco Pérez de Valladolid fué el autor del órgano de la parroquia. Para la iglesia de Arahal se encargó a “Don Francisco Pérez de Valladolid, maestro organero de este arzobispado, con quien se ajustó en 8.750 reales de vellón, siendo de su cargo recibir en cuenta el metal de los cañones viejos por su justo precio. Y del de esta fábrica, las conducciones de dicho órgano y de los operarios que viniesen a asentarlo y demás gasto…”

.

Todos estos artistas y correspondientes talleres estan debidamente documentados en la historia del arte de la provincia. La recopilación de los textos ha salido de los documentos manuscritos de cada archivo.

magdalena30

.

Referencias bibliográficas:

Fernando de la Villa Nogales y Esteban Mira Caballos. Documentos inéditos del arte en la provincia de Sevilla. Editado en Sevilla, 1993.

.

Arriba, imágenes exteriores de la parroquia de Sta Maria Magdalena de Arahal. En el centro, el órgano de Pérez de Valladolid, como aparece en el libro citado.

.

.


Arahal toledano

febrero 13, 2009

arahal-toledana002

Dar un paseo por la zona monumental de Arahal puede despertar sensaciones e imágenes imprevistas. Cuando lo hice esta tarde de invierno, acompañado por el crotoreo de las cigueñas, recordé un paseo similar por la ciudad de Toledo.  Quizás fuesen las calles estrechas elegidas para el recorrido, los ladrillos moriscos resplandecientes o el celaje de una amenaza de tormenta. Me alegré de no tener pereza para andar este pequeño trozo de historia de mi pueblo. Sus calles bien conservadas, el arte que encierra cada rincón a través de portadas y casas, son encantos más que suficientes para pasar por allí cuando visito el pueblo.

arahal-toledana1

Me encaminé por la calle Pozo Dulce disfrutando de la fachada de la casa de los Mencos, sin la interrupción de muchos coches y llegué al Cristo, después de bordear la parroquia de la Magdalena,  para divisar iluminada por el sol la fachada de la iglesia del antiguo hospital en una buena perspectiva.

arahal-toledana71

Su esbelta torre de ladrillo, de cuerpos superpuestos y en disminución, rematados con abundantes elementos decorativos, es pura poesía arquitectónica. Los grandes tableros de azulejo esmaltado, del mismo color del cielo, proporcionan ese recubrimiento que es una nota de excepción en el conjunto.

arahal-toledana4

En la plazoleta solitaria, de espaldas a  la fachada, un contraste de luz en la tarde, con la silueta del convento de Ntra sra del Rosario, acentuaba con su  contraluz ese sabor toledano. Sólo por un instante, luego volvió la luminosidad andaluza.

arahal-toledana5

No es mi intención en esta entrada describir lo ya descrito muchas veces. Para el paseante que desee completar la información de esta visita sentimental, existen libros con el estudio del monumento y sus vicisitudes históricas. Libros escritos por arahalenses. Dejo constancia de ellos en la bibliografía.

libro-juan-leonardo

…………………………

Referencias bibliográficas:

-La Iglesia del Santo Cristo de Arahal. Historia y Arte de Rafael Martín. Diputación Provincial de Sevilla, 2000.

-Juan Leonardo. Un arahalense al otro lado del mundo. Autores: Paulino Nieto Jiménez,  Sonia Gallardo Cano y Juan Fernández González. Diputación de Sevilla. 2006.

Iglesia del Santo Cristo

Hermandad de la Misericordia 1

Hermandad de la Misericordia 2

.

.

Iconoclasia arahalense

enero 9, 2009

De las imágenes que sufrieron el furor iconoclasta en el 36 no hay mucha documentación gráfica. Debido a varias razones, como la de que no haya fotografias testimoniales del momento o que las imágenes mutiladas y destruidas fuesen pronto sustituidas por otras, cosa que ocurrió con la del Cristo de la Misericordia de Arahal (ya en la primavera de 1937 su réplica estaba recibiendo culto). No quedaba rastro de lo destruido.

Hubo excepciones. La revista francesa L´Ilustration, que cubrió la guerra con buenos reportajes fotográficos, sacó un número sobre imágenes mutiladas, que se acercaba a esa estética observada sobre la belleza del fragmento en la escultura antigua y clásica, griega o romana. En ella, las imágenes no son sólo obras destruidas por el paso de los bárbaros, sino que pretenden una nueva contemplación del espectador.

le-martyr-des2

Arahal tuvo la suerte de ser una de las primeras poblaciones visitadas por la Junta de recuperación de obras de arte, formada en Sevilla con expertos e historiadores universitarios, como José Hernández Diaz o Antonio Sancho Corbacho. De la información recogida por los pueblos, saldría el año siguiente el libro Edificios religiosos y objetos de culto saqueados y destruidos por los marxistas en los pueblos de la Provincia de Sevilla. (Sevilla, 1937. Imprenta de la Gavidia).

santa-ana-la-virgen-y

En el apartado de Arahal se nombran las imágenes destruidas, empezando por la más valiosa a criterio de sus autores: “entre las obras de escultura que se han perdido figura a la cabeza por su importancia, un bellísimo grupo de Santa Ana, la Virgen y el Niño, tallado hacia 1575 por alguno de los maestros de primera fila que en dicha época trabajaban en Sevilla -nada nos extrañaría que se identificase en el círculo de Miguel Adán- y presentado según el gusto iconográfico que entonces se impuso para el tema; según el cual se representa anacrónicamente a Jesús en las faldas de su Madre y ésta sentada sobre las de Santa Ana…” La foto en b/n es del Laboratorio de Arte de la Universidad de Sevilla y está realizada en 1929.

san-roque

También citan a este San Roque, salvado de casualidad: “el mismo día 19 de julio, fue saqueada, incendiándose con gran alboroto y caos en la calle, las imágenes de San José, San Juan de Prado, San Francisco y un Crucificado, titular de cofradía de penitencia; así como cuantos ornamentos y demás objetos hallaron a mano.

“En medio de tanto motivo de tristeza cúpole a la junta la satisfacción de haber hallado en el ático de un retablo del crucero, una bella imagen de San Roque, que escapó a la furia iconoclasta, posiblemente debido a la elevación de su hornacina y fué ocultada por el humo…”

cristo-a-la-columna2

cuadeo-cristo-misericordia

La famosa imagen del Cristo de la Misericordia, la que llegó transportada en una carreta tirada por dos bueyes, también fué destruida en julio del 36. Sólo quedó una mano derecha. Inmediatamente fué repuesta por otra imagen similar, realizada por Castillo Lastrucci, y colocada en su camarín en 1937. Esta es la que se ve en la foto en b/n realizada por el Laboratorio de Arte. Pero la fotografía de la antigua está muy reproducida y no se sabe muy bien si es la destruida o la nueva. Mis padres conservan en su dormitorio una foto de gran tamaño de la antigua.

santa-gertrudis

En el balance iconoclasta hay que incluir esta Santa Gertrudis, talla en madera policromada de tres cuartos, con relicario, afortunadamente fotografiada por el Laboratorio de Arte de la Universidad en 1929, antes de que desapareciera para siempre.
indice-iconoclasia

En este providencial libro aparece un índice remitiéndonos a las ilustraciones gráficas de las imágenes destruidas de Arahal, siguiendo el orden de las iglesias asaltadas. Labor similar hicieron Hernández Diaz y Sancho Corbacho en muchos pueblos andaluces. Ahora el libro es difícil de encontrar y es muy caro.

iclonoclasia-toledo

……………….

Imágenes, de arriba a abajo: 1.- Ejemplar de la revista L´Ilustration (enero de 1938). En portada, una talla de la Virgen con el Niño, del siglo XVI, procedente de Olías del Rey (Toledo). 2.- Arahal: Santa Ana, la Virgen y el Niño ( hacia 1575). 3.- San Roque (hacia 1500). 4.- Arahal: Cristo a la columna de Castillo Lastrucci, réplica del original (1937). 5.- Arahal: Fotografía del antiguo Cristo a la columna. 6.- Arahal: Santa Gertrudis. Convento de Dominicas. Fotografiada en 1929. 7.- Vista parcial del índice del libro de Hernández Díaz y Sancho Corbacho con las imágenes relativas a Arahal. 8.-Crucificado y Buen Ladrón destruidos en el convento de Sta Isabel de los Reyes de Toledo, octubre 1936. Foto procedente de “En el ojo de la batalla” de Pedro G. Romero y alt. (Universidad de Valencia, 2002).

……………….

Referencias bibliográficas:

L´Ilustration (enero de 1938).

José Hernández Diaz y Antonio Sancho Corbacho: Edificios religiosos y objetos de culto saqueados y destruidos por los marxistas en los pueblos de la Provincia de Sevilla. (Sevilla, 1937. Imprenta de la Gavidia).

Antonio Montero Moreno: Historia de la persecución religiosa en España, 1936-1939. (Editorial Católica, 1961).

Pedro G. Romero y alt.: En el ojo de la batalla. (Universidad de Valencia, 2002).

.

Un libro de Arahal del siglo XVII

noviembre 27, 2008

libro-arahal0

Este libro lo compré en subastas Finarte, cuando aún se pagaba en pesetas. Me pareció caro, pero no podía dejar pasar una publicación sobre Arahal en el siglo XVII, aunque fuera un sermón. Quizás lo que más me gustó fué la imagen descarnada de la Magdalena en la xilografía de la portada.

libro-arahal11

El libro se imprimió en Sevilla en 1625, aunque la fecha tiene una errata (1265). El impresor fué Simon Faxardo, que tenía su taller en la Cerrajería. El autor del sermón es Juan Galindo, franciscano e inquisidor y está dirigido al Duque de Osuna, Don Juan Tellez Girón y cita a su hija Doña Magdalena Girón. Nada más y nada menos, el nombre de Arahal en caracteres móviles de la imprenta sevillana.

libro-arahal2

.

.